Investigación

Las personas prematuras, más desafortunadas en el amor

Investigadores finlandeses aseguran que se estas personas se ven menos atractivas y con más dificultades para vivir en pareja

27.01.2015 | 22:37
Los bebés se consideran prematuros cuando nacen antes de la semana 37 de gestación.

Investigadores del Instituto Nacional para la Salud y el Bienestar de Finlandia aseguran que las personas que nacen de forma prematura son menos afortunados en el amor durante su juventud que quienes nacen a término, tras observar que se ven menos atractivos y tienen menos probabilidades de vivir en pareja y mantener relaciones sexuales.

Los bebés se consideran prematuros cuando nacen antes de la semana 37 de gestación y, en muchos casos, suelen presentar dificultades para respirar o ingerir alimentos. Asimismo, también se enfrentan a retos a largo plazo como problemas de visión, audición o habilidades cognitivas, así como mayores problemas de conducta.

De hecho, estudios previos habían sugerido que las personas que nacen de forma prematura --antes de 37 semanas de gestación-- suelen ser más prudentes y asumen menos riesgos en la vida que quienes nacen a término, pero este trabajo publicado en la revista 'Pediatrics' indaga en los efectos que esto podría tener en sus relaciones sentimentales de adultos.

Para ello, los investigadores sometieron a una serie de cuestionarios a más de 700 jóvenes nacidos entre 1985 y 1989 que actualmente tenían 23 años de media. Entre ellos había un total de 356 que habían nacido a término, 248 considerados prematuros tardíos por nacer entre la semana 34 y 37 de gestación, y 149 que nacieron antes de la semana 34.

De este modo, y en comparación con los jóvenes que nacieron a término, los prematuros tardíos tenían un 20 por ciento menos de probabilidades de haber vivido en pareja en alguna ocasión y hasta un 24 por ciento menos de probabilidades de haber mantenido relaciones sexuales.

Asimismo, entre el grupo de prematuros eran menos los que habían salido de casa de sus padres y ya se habían independizado, si bien esta diferencia no era estadísticamente significativa después de ajustar otros factores.

En el trabajo también se les pidió que calificaran su atractivo sexual en una escala de cero a 10, lo que reveló que los nacidos de forma prematura solían darse una puntuación más baja. En concreto, y teniendo en cuenta que el 10 indicaba ser muy sexy, los participantes a término se dieron un 6,9 de media, frente al 6,5 de los prematuros tardíos y el 6,2 de quienes nacieron antes de la semana 34.

Los resultados muestran como estas consecuencias no se limitan a quienes nacieron con mucha antelación sino que, de hecho, puede afectar a quienes nacieron apenas tres semanas antes de lo previsto.

Expertos de la Academia Americana de Pediatría de Estados Unidos que no han participado en el trabajo reconocen que Finlandia es un país con numerosas ventajas para la maternidad, con amplios permisos de maternidad o subsidios para el cuidado de niños, por lo que las consecuencias de ser prematuro pueden ser incluso mayores en otros países.

No obstante, precisa Kristi Watterberg, neonatóloga de la Universidad de Nuevo México, cree que se pueden tomar medidas para luchar contra esta situación, que pasan por la lactancia materna, fomentar el contacto con la piel de la madre o simples caricias, que puede servir para estimular a los menores justo después de nacer, les ayuda a tomar conciencia del mundo que les rodea y permite desarrollar habilidades sociales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine