19 de noviembre de 2017
19.11.2017

Jaque mate a las videoconsolas en Orihuela

El club Rey Oriol organiza una partida simultánea de ajedrez al aire libre para promover la actividad

20.11.2017 | 01:18
Rafael González jugó ayer una partida frente a otros 22 jugadores y ganó a todos.

Pensar antes de actuar. Niños y jóvenes de la escuela de ajedrez aprenden que todas las decisiones que toman frente al tablero tienen consecuencias, al igual que sucede en la vida. De paso, se olvidan del móvil por un rato.

En una partida de ajedrez cada movimiento resulta vital. Toca pensar antes de actuar para conseguir el éxito. Esa filosofía se puede trasladar a la vida real entre niños y jóvenes, que tienen la oportunidad de aprender jugando la importancia de la toma de decisiones. Eso es lo que defiende la escuela de ajedrez de la Vega Baja impulsada por el nuevo club «Rey Oriol», que promueve la práctica entre los chavales y, de paso, consigue hacer jaque mate a las videoconsolas aunque sea por un rato.

Orihuela acogió ayer la presentación oficial de este nuevo club. Lo hizo en las inmediaciones de la librería Códex, donde se instalaron mesas con tableros de ajedrez para disputar una partida simultánea entre Rafael González y otros 22 jugadores. Ninguno le ganó. El evento sirvió igualmente para presentar el libro «La magia del ajedrez», escrito por él mismo. Se trata de un manual dirigido a niños y jóvenes y también a las personas que no saben practicar este juego, que también es un deporte. En sus páginas se explica a modo de guía como se tienen que mover las distintas piezas y se utilizan ejemplos cotidianos haciendo similitudes con el fútbol o con la naturaleza.

González es precisamente el jefe del grupo de monitores de ajedrez que se dedican a entrenar a oriolanos. Se hace principalmente en colegios y ya se ha puesto en marcha en centros como el Miguel Hernández, Jesús María u Oleza.

El presidente del club Rey Oriol, Antonio Navarro, explicó que «no buscamos hacer de los participantes grandísimos jugadores, pero sí que se calienten la cabeza, que se sienten a pensar y no sólo estén con las nuevas tecnologías. Si lo conseguimos y además se lo pasan bien es perfecto, porque desarrollan la memoria y el trabajo mental. En cada momento de la partida te paras y piensas las consecuencias de tu próximo movimiento, y eso es útil para la vida real». Navarro aseguró que las actividades se extenderán por la Vega Baja y que buscan crear agrupaciones federadas para competir. Los jóvenes que quieran unirse a esta práctica pueden contactar con la agrupación a través del correo electrónico clubdeajedrezreyoriol@hotmail.com.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine