05 de julio de 2017
05.07.2017

La falta de agua en la acequia de Callosa pone en peligro 51 hectáreas de cultivos

El juzgado de Aguas ha pedido un mayor desembolso a la CHS, pero se lo ha negado

06.07.2017 | 00:49

Los regantes gestionan instalar una tubería desde la depuradora.

Los regantes de Callosa de Segura se encuentran muy molestos con la decisión de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) de no permitir un desembolso de un metro más de agua durante la tanda de riego para evitar que un numeroso grupo de agricultores se quedaran sin regar.

Un total de 51 hectáreas (435 tahúllas) no han podido regarse en la última tanda y la próxima no será hasta dentro de 20 días, lo que muchas cosechas no soportarán. Están en riesgo campos enteros de melones, maíz y alfalfa, los principales cultivos de temporada. El juez de aguas de Callosa de Segura, Pascual Gómez, ha denunciado a INFORMACIÓN el poco caso recibido por parte de la CHS. «Me puse en contacto con la Guardia Fluvial y me dijo que venía suficiente agua a la entrada de la acequia, en la cuarta presa del río en Orihuela, para que pudiéramos regar, pero eso no es así». Incluso, Gómez contactó con el Comisario de Aguas adjunto para tratar de poner una solución desesperada que pasaba por desembalsar durante una noche un metro más de agua, pero la respuesta no fue la que esperaba. «Me dijo que venían 45 metros en el río, que era suficiente, y que no tenía personal para abrir y cerrar el sifón por la noche, y encima ha venido menos agua», se quejó.

Los regantes callosinos denuncian que el problema de la falta de agua para el riego lo tienen sólo en la Vega Baja. «En la Vega Alta y en la Media no pasa y le diría al presidente de la CHS que estuviera un día sin beber a ver cómo le sienta, pues lo mismo para nuestros cultivos. Si hay agua en el resto de vegas, ¿por qué no en la nuestra?», se preguntó Pascual Gómez.

Para que todos los agricultores puedan regar sus cosechas es necesario que la acequia lleve un caudal de 2.000 litros por segundo, ya que Callosa comparte tanda con Cox, Granja, Albatera y Catral. «Faltaba un sólo metro para llegar a la presa y no nos lo han permitido». «Y ahora con más de 30 grados a ver cómo aguantan esos cultivos sin regarse 20 días más». La acequia de Callosa tiene muchos problemas de filtraciones a los que se une la acumulación de basura en su entrada, en el mismo casco urbano de Orihuela. «Llevamos un dineral gastado en limpiarlo cuando no es nuestra responsabilidad».

El Juzgado de Aguas de Callosa está haciendo gestiones para recoger el agua de la depuradora a través de una tubería que la lleve a la cola de la acequia y así solucionar el problema.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine