02 de noviembre de 2016
Ayuntamiento

Una deuda de 34.000 euros deja sin combustible los coches de la Policía Local

Los agentes llevan desde el jueves sin repostar y han tenido que sacar con una goma la gasolina de las motos para poder echársela a los vehículos

02.11.2016 | 12:41
Una deuda de 34.000 euros deja sin combustible los coches de la Policía Local

La unidad prevé quedarse hoy sin ninguno de los 13 automóviles de la flota y tener que patrullar a pie

Una deuda de 34.088,74 euros por parte del Ayuntamiento tras finalizar el contrato con Solred, la empresa encargada de suministrar el combustible a diferentes vehículos municipales, entre ellos la flota con la que patrulla la Policía Local, ha originado que, desde el pasado jueves, se les haya «cortado el grifo» a los trece coches policiales y la decena de motos que utilizan los agentes para dar servicio, lo que ha dejado a buena parte de ellos en el garaje al no poder circular.

La situación es tan grave que durante la jornada de ayer, y coincidiendo con el dispositivo especial de Todos Los Santos para cubrir los 12 cementerios de la ciudad, tan solo pudieron contar con un vehículo de patrulla y otros dos furgones, camuflados y de atestados. Así, con estos dos furgones se trasladó a los agentes «como si de un autobús de línea se tratase», criticaron algunos de ellos, por todas las pedanías, dejando a las patrullas solas y sin posibilidad de desplazarse ante posibles incidencias. Sin embargo, la situación podría complicarse todavía más durante el día de hoy, pues estos tres vehículos podrían llegar también al límite –de hecho, ayer alguno ya estaba en la reserva–, por lo que también dejarían de estar operativo, obligando a los agentes a tener que patrullar a pie por el casco urbano y dejar de lado por completo las pedanías al no poder desplazarse varios kilómetros.

Los agentes han agotado todas las vías disponibles para obtener combustible, hasta el punto de que han vaciado los depósitos de la decena de motos de patrulla de las que disponen para poder abastecer a los vehículos, por lo que tampoco pueden efectuar el servicio en moto.

Desde la unidad sindical de UGT del Ayuntamiento de Orihuela ya denunciaron el lunes esta situación, como publicó ayer INFORMACIÓN. Si la «sequía» de carburante va a más y desde el Consistorio no se da ninguna solución, estudiarán medidas más serias de protesta ante un hecho que no solo supone una merma en sus recursos de trabajo, sino que pone en jaque la seguridad de todo el municipio.

«Nadie me ha dicho nada»
La edil de Seguridad Ciudadana, Mariola Rocamora, apuntó ayer que «mañana –por hoy– me enteraré de si tienen gasolina o no. A mí nadie me ha dicho nada. Es la primera noticia que tengo», se limitó a decir. Sin embargo, el asunto no habrá pillado a nadie de sorpresa en el Consistorio, pues la mercantil Solred ya informó con un escrito al Ayuntamiento a finales de mayo, y entró por Registro al Consistorio a mediados de junio, advirtiéndole de que habían detectado una deuda por la ya citada cantidad que se remonta al impago de cuatro facturas, correspondientes a las mensualidades de diciembre de 2014, diciembre de 2015 y marzo y abril de 2016. Solred ya advertía de que, si no se pagaba la deuda, se cortaría el servicio a finales de ese mismo mes de junio. A pesar de la advertencia, la mercantil ha seguido prestando el servicio hasta la finalización del contrato el pasado jueves, según fuentes sindicales, pero una vez acabado el mismo, y tras comprobar que la deuda no había sido saldada, desde la dirección central de la empresa se ha prohibido seguir abasteciendo al Ayuntamiento.

Las críticas al equipo de gobierno se han hecho esperar, y desde Claro pidieron explicaciones ayer al PP y C's, con quien los populares mantienen un pacto de gobernabilidad. El problema se ha hecho efectivo a la Costa, donde tampoco han podido repostar las patrullas que prestan servicio en el litoral, dejando sin seguridad, denuncian desde el partido, a cerca de 40.000 vecinos. Este diario trató ayer de contactar con fuentes municipales para conocer cuándo y cómo se resolverá este problema, sin éxito. Por tanto, no se sabe aún en qué punto está la renovación del contrato o si se plantea resolver el problema, hasta que lo haya, con un contrato menor para poder obtener combustible y restablecer la vigilancia policial con normalidad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Vega Baja

La Cruz Roja atendiendo a los inmigrantes
Cinco de los nueve inmigrantes interceptados en una patera son menores

Cinco de los nueve inmigrantes interceptados en una patera son menores

Los varones dicen ser de origen argelino - Ninguno ha precisado ser trasladado al hospital aunque...

El concierto de Ara Malikian vende 300 entradas el primer día de apertura de taquilla

El concierto de Ara Malikian vende 300 entradas el primer día de apertura de taquilla

El Auditorio Internacional acoge la actuación del violinista el próximo 17 de diciembre

Artesanía y dulces con sabor a solidaridad

El Convento de las Salesas acoge este fin de semana un mercadillo benéfico en el que participan...

Las fiestas ya están en la calle

La Charamita, con sus gigantes y cabezudos, abre los pasacalles de las fiestas patronales en honor...

Un juez obliga al Ayuntamiento a aprobar un protocolo contra el acoso laboral

El acuerdo de 2009 no se puso en marcha por falta de un psiquiatra en plantilla/ Existían 21...

El Círculo de Economía apunta al déficit de comunicaciones como lastre turístico

El Círculo de Economía apunta al déficit de comunicaciones como lastre turístico

El colectivo empresarial defiende la necesidad de potenciar la llegada de turistas a la comarca...

Orihuela pone a prueba su capacidad de respuesta con un simulacro de inundación

Orihuela pone a prueba su capacidad de respuesta con un simulacro de inundación

Las fuerzas de seguridad y de emergencias coordinan en una mañana 57 intervenciones simulando los...

Enlaces recomendados: Premios Cine