El Consistorio paga 100.000€ por la deuda de una concesionaria con la Seguridad Social

El Ayuntamiento ha tenido que asumir los impagos de una empresa a la que contrató para un centro de la tercera edad

01.10.2016 | 02:47

El Ayuntamiento ha tenido que asumir una deuda de más de cien mil euros reclamada por la Tesorería General de la Seguridad Social de un empresa insolvente que trabajaba par el Ayuntamiento para poder aparecer al corriente de las obligaciones con la Seguridad Social. El pago se ha producido después de acatar un expediente de derivación de responsabilidad solidaria al tener que asumir de forma solidaria la deuda de la empresa que gestionaba una de las cafeterías de la red de centros de la Tercera Edad de Torrevieja.

El procedimiento será recurrido por la vía judicial pero el municipio no ha tenido más remedio que hacer frente a la deuda de una empresa. «Parrilla de Beas», que es como se llama la empresa deudora, tiene un historial singular. El expediente por el que el Ayuntamiento ha tenido que abonar el importe, según ha asegurado el alcalde José Manuel Dolón, comprende de 2010 a 2015, durante el último mandato del PP. El Boletín Oficial del Registro Mercantil asegura que se creo en junio de 2010, con una administradora única, y un capital social de tres mil euros. Curiosamente con sede social en un local situado justo frente al edificio del Ayuntamiento, en la plaza de la Constitución. Solo tres años después en junio de 2013 el Registro Mercantil publica la declaración de fallida para la empresa, un término legal que indica que una empresa deudora no cuenta con bienes embargables o se ignora si existen.

El expediente de la subdirección provincial de procedimientos especiales de la Tesorería no especifica los motivos de la deuda de la empresa aunque los informes de los técnicos municipales sugieren que la mercantil no abonó las cotizaciones de sus trabajadores. Algo que, por otra parte, no explicaría el abultado montante de la deuda para una empresa de gestión de una cafetería

La alegación del área de Recursos Humanos y Secretaria del Ayuntamiento al expediente indica que una vez realizado el trámite de contratación de una empresa y comprobado que está al corriente de sus obligaciones, como ocurrió en este caso con la presentación de un certificado de la Seguridad Social, es ese mismo organismo el que debe iniciar una función inspectora. El acalde puso este ejemplo de la responsabilidad que un cargo público tiene a la hora de decidir asuntos como el que una empresa pueda realizar trabajos sin contrato a hora de justificar en el pleno del jueves su negativa a no firmar ese tipo de procedimientos. La mayoría de cafeterías de la red de cinco centros de la Tercera Edad de Torrevieja carecen de contrato. Una gestión caótica por parte de anteriores mandatos municipales del PP., según el actual, que el concejal Domingo Pérez aseguró que se quiere regularizar. A la falta de actualización de esos contratos se sumaba en estos centros deficiencias de funcionamiento interno sin juntas directivas y contratación a dedo de todo tipo de servicios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine