02 de julio de 2016
02.07.2016
Orihuela

El PSOE acusa al regidor de ocultar la liquidación de 2015

Carolina Gracia asegura que el presupuesto de 2016 tendrá que contemplar un superávit de 9 millones

02.07.2016 | 02:42

El PSOE de Orihuela quiso ayer hacer una valoración sobre la liquidación del presupuesto que arroja más de 20 millones de euros de deuda. La portavoz socialista, Carolina Gracia, aseguró que el informe de esa liquidación está hecho pero que aún no ha sido aprobado por el alcalde, Emilio Bascuñana (PP). «El resultado presupuestario es positivo en más de 4 millones de euros. El problema es el análisis de la liquidez del Ayuntamiento, porque el informe de intervención es claro y detalla las soluciones y las medidas urgentes que hay que tomar», indicó Gracia. Ese informe desvela, entre otras cosas, que existe un exceso de financiación afectada y que el dinero disponible actualmente son 12.000.000 de euros.

Sin embargo, ese dinero sólo se puede utilizar para financiar el gasto por el que se ingresó, como es el caso de la Xarxa Llibres, al que se destinan 500.000 euros. Aún así el informe revela que faltarán unos 20.000.000 millones de euros para hacer frente a los pagos afectados que tiene pendientes el Ayuntamiento. «Si hoy el Ayuntamiento pagase todo lo que debe, el saldo de la liquidez sería de menos 9.000.000 de euros», indicó la socialista quien añadió que «a esa cifra habría que sumar las cantidades que se tienen que pagar por sentencias condenatorias». Una cifra que, no obstante, desconoce la oposición.

Legal
La socialista explicó que el próximo presupuesto municipal, «por imperativo legal», ha de contar con un superávit que al menos cubra los 9.000.000 millones que desvela la liquidación del 2015. Otra consecuencia sería la necesidad de depurar los ingresos previstos para el próximo presupuesto, debido a que el informe refleja una cantidad millonaria que a día de hoy se hace difícil que se pueda recaudar. La portavoz del PSOE criticó duramente que el regidor no haya aprobado la liquidación a pesar de conocer desde el 31 de mayo sus datos. «No ha sido capaz de aprobarla como exige la ley, sino todo lo contrario, se niega a asumir la realidad y requiere a través de un oficio al interventor municipal que repita el informe de liquidación presupuestaria» y afirmó que «es increíble que Bascuñana solicite al interventor explicaciones de por qué ha trasladado estos datos al Ministerio, cuando es una obligación legal, cuyo incumplimiento conlleva poner en riesgo la aportación estatal al Ayuntamiento de Orihuela».

Los socialistas exigen al alcalde que elabore cuanto antes un presupuesto que se ajuste a la realidad económica del Consistorio, que se enfrenta a una reclamación de 12 millones de euros por parte de la anterior adjudicataria del servicio de recogida de basuras.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine