Dos fichajes para intentar pacificar el conflicto interno

22.03.2016 | 01:18

Gutiérrez llegó a la jefatura de la Policía Local en 2012 tras un concurso oposición donde fue el único aspirante. Lo hizo de la mano de Javier Mínguez, un militar en excedencia fichado como director general de la Policía Local, cargo amparado por la condición de gran población de Torrevieja, por el entonces alcalde Pedro Hernández Mateo para intentar pacificar los conflictos internos en la plantilla. Con la llegada de Eduardo Dolón al poder local Mínguez vio cómo se le reducían las responsabilidades que ahora ha recuperado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine