Homenaje a Luisa Pastor y a las diputadas de la democracia

En el acto organizado por la Diputación participaron 23 de las 38 mujeres que han pasado por la institución en 37 años

09.03.2016 | 01:06

La Diputación de Alicante rindió ayer homenaje a las diputadas provinciales de la democracia con motivo de la conmemoración del 8 de Marzo, Día Internacional de la Mujer. El presidente de la institución, César Sánchez,presidió el acto en el que participaron 23 de las 38 representantes que han pasado por esta institución en37 años, entre ellas su única presidenta, Luisa Pastor.

«El Gobierno provincial quiere reconocer la labor de estas diputadas en defensa de los intereses de la provincia y en representación de la Diputación de Alicante, una institución con casi 200 años de historia», destacó Sánchez, quien añadió que «con su actividad política, las mujeres han contribuido a mejorar la vida de nuestros ciudadanos». Durante el acto, se hizo entrega a las representantes políticas de una placa conmemorativa, que en el caso de la diputada Ana Paula Cid, recientemente fallecida, recogió su marido. La diputada de Familia y Ciudadanía, Mercedes Alonso, agradeció el «tesón y compromiso de todas estas mujeres» con esta institución y advirtió de la necesidad de aunar esfuerzos para erradicar las desigualdades y luchar contra la violencia machista.

En este homenaje también tomaron la palabra una de las diputadas de la primera legislatura (1979-1982) de la democracia, María José Torres, de UCD, y una representante del presente mandado, Carolina Gracia, del Grupo Socialista. Ambas coincidieron en afirmar que la lucha por la igualdad «es cosa de todos».

Para el presidente de la Diputación, César Sánchez, en los últimos años se ha avanzado mucho, «aunque todavía queda mucho por hacer». «Es un día de homenaje y reivindicación», afirmó Sánchez, quien insistió en que la lucha contra la violencia de género debe ser una prioridad para todos los gobiernos. «Hoy queremos reafirmar la voluntad del Gobierno provincial de reivindicar la igualdad de oportunidades y redoblar nuestros esfuerzos para conseguir una sociedad exenta de violencia», dijo.

Esperanza en Orihuela

Notas de Vivaldi abrieron un acto sencillo en pleno centro histórico de Orihuela, junto al Palacio del Marqués de Arneva, con tres alumnos del Conservatorio de Música Pedro Terol interpretando la pieza «Primavera» a la que, después, seguirían otras de marcado carácter barroco aunque también hubo un momento para un tango.

El equipo de gobierno citó a algo más de medio centenar de personas a un acto reivindicativo en el que hubo algunas trabajadoras y muchos concejales. La edil de Igualdad, Sabina Galindo, abrió el parlamento en un tono muy reivindicativo y de denuncia, con frases como «...Un mundo donde las mujeres tienen siempre más tareas que realizar que los hombres (Las mujeres siguen ganando menos que los hombres); Un mundo donde se ven obligadas a realizar trabajos forzados, Un mundo donde, en épocas de crisis, el paro se feminiza, recayendo sobre las mujeres la tarea de que la familia sobreviva, así como el cuidado de los mayores como tarea propia de género. Un mundo donde son privadas de educación, de libertad...».

El alcalde, Emilio Bascuñana, continuó comprometiéndose por la Corporación que preside para generar nuevas políticas igualitarias, «garantizar el acceso a la integración de la mujer en todos los ámbitos de la vida pública y privada, así como en la toma de decisiones».

El acto reivindicativo tenía que terminar con unas peticiones por parte de los concejales que se dieron cita y ahí surgió el problema porque solo los del PP y de Ciudadanos subieron al estrado. Según comentaron los de PSOE, Foro y Cambiemos, el equipo de gobierno para nada consensuó con ellos el acto de ayer ni les hizo partícipe de en qué iba a consistir por lo cual no consideraron que lo más conveniente fuese subirse a leerlo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine