Torrevieja

Una plaga de chinches afecta a los ficus de la Plaza de la Ermita

El PP reclama al gobierno que actúe porque los insectos también generan molestias entre los usuarios del parque

02.11.2015 | 04:04
Estado que presentan las hojas de los árboles

La oposición asegura que los vecinos no pueden abrir ni ventanas, ni balcones

La concejal Carmen Gómez (PP) ha denunciado públicamente este domingo la situación en la que se encuentran los característicos ficus que rodean la Plaza de Oriente, más conocida como Plaza de la Ermita, y que llevan semanas sufriendo las incomodidades que produce una plaga de chinches (psila del ficus). Este chinche ataca las hojas de los ficus y cuando es una larva crea una cubierta algodonosa y provoca también aparición de pulgones.

La edil popular ha señalado que "desde hace unas semanas, si uno se pasea por la plaza se encontrará con que en las hojas de todos los árboles se pueden ver unas pequeñas bolas de algodón blanco, que con la presencia de un poco de viento, se descuelgan y vuelan por el aire. Estas pequeñas bolitas de algodón son molestas para los transeúntes, los negocios y para los vecinos que se sientan en las terrazas que hay en la plaza, y así lo están haciendo saber".

"En definitiva, -aclara la edil- si paseas por debajo de los árboles terminas con la cabeza blanca y los vecinos no pueden abrir ni ventanas ni balcones. Una circunstancia que se podría solucionar si el Pentapartito se preocupara un mínimo por el estado del entorno urbano o entendiera que es más caro tratar una infección que hacer una prevención", a juicio de la concejal, que fue responsable del área de Parques y Jardines durante el anterior mandato municipal. 

La misma fuente ha asegurado que según le han trasladado algunos padres y madres,  niños y niñas, han dejado de ir a jugar a esta plaza porque mostraban síntomas de alergia y volvían a sus casas "con bichos en la cabeza", algo que han comunicado, vía telefónica, al Ayuntamiento en repetidas ocasiones.

Gómez Candel ha manifiestado que el Pentapartito está provocando que Torrevieja empiece a perder, entre otras muchas cosas, calidad ambiental en el entorno urbano y ha achacado esta situación a la "ineptitud", a su juicio, del concejal-delegado de Parques y Jardines, Domingo Soler Torregrosa, que "es un despropósito de una profesión mal aplicada a la política", parafraseando al propio Soler Torregrosa.

La edil ha mostrado su deseo de que esta denuncia pública realizada por la oposición, y que se suma a las efectuadas en los últimos días por los vecinos, tenga su efecto y pide al Pentapartito que preste más atención a las zonas verdes del municipio, recordando que para todos los torrevejenses "ha sido muy triste la tala de palmeras que se ha producido esta última semana en la céntrica Plaza de la Constitución".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine