08 de agosto de 2015
08.08.2015
Tribuna/Orihuela

«Las barbas del vecino»

10.08.2015 | 01:25
Alfonso Alfonso

«...Quiero recordar, que hay otro caso parecido en el que el Sr. Guillén pidió lo mismo o sea que no lo pagase el Pueblo, me refiero al Caso Urbaser...»

Hace unos días salió una sentencia del TSJCV, condenando al Consistorio oriolano, por el despido indebido de una trabajadora en un puesto de confianza del ex-alcalde Monserrate Guillén y en el mismo se alude a «reincorporación a su puesto de trabajo e indemnización por otros conceptos de 2.000 €».
Acción lamentable y altamente reprochable, por tratarse precisamente de quien mas debería haber defendido a esta trabajadora en proceso de gestación; para mi es algo incalificable y doblemente inexplicable en una persona como el alcalde Guillén. Al no saber mas sobre este asunto, ni si ha habido otras explicaciones que no se saben, espero que los tribunales pongan en su sitio a cada uno de los actores y que se cumplan las condenas pertinentes. Si el Sr. Guillén es culpable, responda con su dinero y no con el de los ciudadanos de su caprichosa actitud.

Quiero recordar, que hay otro caso parecido en el que el Sr. Guillén pidió lo mismo o sea que no lo pagase el Pueblo, me refiero al Caso Urbaser. Si la memoria no me falla, también el TSJCV condenó hace ya varios años a Nuestro Consistorio, a pagar una indemnización de unos 9.000.000 de € por no adjudicárseles el contrato de las basuras y entonces el concejal Guillén y toda la oposición pidió donde correspondía que pagasen los perjuicios a Orihuela los responsables del mismo, entonces comandados por la Alcaldesa Mónica Lorente y el grupo popular, aunque aquí la cantidad debe ya rondar los 10.000.000 de € con intereses y etcéteras. Viene a cuento lo de las «barbas del vecino», aunque en este caso, serían las barbas de todos y cada uno de los vecinos de Orihuela.

Por cierto y como detalle, les detallaré una anécdota que no se si muchos de Vds. amables lectores recordarán: Antes de la votación en el pleno de marras donde se aprobó este affaire, dos concejalas añadieron algo así: «Nosotras votamos a favor de este asunto por que el secretario municipal no nos ha dicho en la propuesta de acuerdo que esto que votamos sea ilegal», tal vez esto sea así, pero también es cierto que nadie pidió al secretario municipal un informe de legalidad que fuese adjuntado al acuerdo, así que todo el grupo popular levanto la mano y?aquí estamos.

Por cierto, ha pasado el tiempo, este asunto anda por la decena de millones que posiblemente habrá que pagar a escote ciudadano y creo recordar que una de las concejalas que advirtieron por que iban a votar que sí, es ahora ni mas ni menos que la numero DOS del Partido Popular Dª. Eva Ortiz.

Por eso encabezo mi columna de hoy con el viejo refrán: «Cuando veas las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar». Hay aquí una pequeña deferencia, esta es: «Nos van a afeitar a toda Orihuela».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine