10 de diciembre de 2014
10.12.2014
La trama de las basuras

Lorente, imputada por segunda vez en Brugal

Abierta otra investigación por el cambio de ubicación de la planta de residuos que benefició a Fenoll y a Ortiz

10.12.2014 | 18:58

La jueza del Brugal ha citado a declarar en calidad de imputada a la exalcaldesa de Orihuela y diputada provincial, Mónica Lorente (PP), por un supuesto delito de tráfico de influencias en el marco de la investigación de las irregularidades en la adjudicación del Plan Zonal de residuos de la Vega Baja; concretamente, el próximo 13 de febrero. Con esta resolución de la jueza Rosa María Villegas Pulido la actual portavoz del grupo municipal popular pasa a estar doblemente imputada en este caso puesto que también se investiga su actuación en las diligencias que indagan las irregularidades en la contrata de basuras en Orihuela cuando era alcaldesa. En esta rama del Brugal se la imputa por los supuestos delitos de prevaricación, tráfico de influencias, revelación de secretos, actividades prohibidas a autoridades y fraude.

El auto de fecha 5 de diciembre recoge un informe del fiscal Anticorrupción en el que señala a Lorente «como intermediaria» del entonces presidente de la Diputación José Joaquín Ripoll, «en favor de los intereses económicos» del empresario de las basuras, Ángel Fenoll. En base al mismo la jueza afirma que existen indicios de que Lorente, cuando era alcaldesa y vicepresidenta de la Diputación, tenía conocimiento de la ubicación final del macrovertedero de basura comarcal –cuya instalación estaba prevista en terrenos próximos a Torremendo–, al menos 11 meses antes de que se concretase oficialmente en la finca Las Pistolas y «con la única finalidad de actuar en interés económico de los empresarios Enrique Ortiz y Ángel Fenoll».

La imputación se fundamenta en gran medida en unas declaraciones que Lorente realizó a la prensa el 4 de enero de 2008, hace ya casi siete años, mientras inauguraba la reforma de una plaza. En ellas anticipaba el nombre de la finca Las Pistolas –situada en terrenos propiedad del empresario Fenoll– como seguro destino final del vertedero comarcal. El fiscal Anticorrupción solicitó la imputación de la exalcaldesa por este asunto a principios de 2012 pero la documentación y la transcripción del audio que aportó la exedil socialista Antonia Moreno no estuvieron listos hasta mediados de 2013.

En aquella inauguración rutinaria de 2008 Lorente avanzaba, a preguntas de los periodistas, no sólo que la ubicación del vertedero –adjudicado inicialmente junto a la pedanía de Torremendo en Lo Cartagena– no sería la definitiva, sino que el Consorcio decidiría otra, situada también en esta pedanía oriolana pero mucho más alejada del núcleo de población; concretamente, en una finca denominada Las Pistolas-La Ermita. Ambos extremos fueron confirmados por el Consorcio presidido por Ripoll en diciembre en 2008. Se da la circunstancia de que Fenoll adquirió dicha finca en abril de 2007. Éste también se había presentado al concurso del Plan Zonal en alianza con Sufi, aunque su oferta no fue la escogida.

La investigación policial y la de la Fiscalía apuntan a que se compensó con esta ubicación el hecho de que Fenoll perdiera aquel concurso, comprometiéndose a un acuerdo de compra de los terrenos en los que ubicaría su macrovertedero «menospreciando todos los intereses generales» y sin considerar que los informes técnicos que rechazaban este emplazamiento por ser suelo forestal y ser geológicamente inadecuado. Este acuerdo para ubicar el macrovertedero se anuló cuando un juzgado contencioso, a instancias de los vecinos de Torremendo, falló que la mejor propuesta para ubicar el vertedero, realizada también por Cespa-Ortiz, estaba en Albatera, ubicación ésta que ahora está en el aire porque el contrato se pretende anular.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine