El TSJ plantea un plan de choque para crear inmediatamente 4 nuevos juzgados

La interinidad del Gobierno impide aprobar los órganos judiciales que reclama la Conselleria

13.05.2016 | 01:25
De izda. a dcha., Vicente Magro, Pilar de la Oliva y Juan Carlos Cerón llegan ayer a la reunión.

Cuatro juzgados para empezar a funcionar de inmediato en la provincia de Alicante. Ésta fue la propuesta aprobada ayer por la Sala de Gobierno del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV) en una reunión celebrada en Alicante para presentar ante el Consejo General del Poder Judicial y que ha sido negociada con la Conselleria de Justicia. Los nuevos juzgados serían: dos de lo Penal que se ubicarían en Alicante y Torrevieja; otro mixto (para tramitar asuntos civiles y penales) en Novelda; y otro de Primera Instancia en Alicante, que estaría especializado en incapacidades e internamientos. Durante dos días, la presidenta del TSJ se ha reunido con jueces de todos los partidos judiciales de la provincia para conocer sus necesidades. La reunión de ayer de la Sala de Gobierno en Alicante se hizo para descentralizar la institución.

Algunos de estos juzgados son parte de los quince a los que la Generalitat renunció en el año 2010 al alegar que no tenía fondos para poder aportar los locales y los funcionarios que le correspondía para poder ponerlos en marcha. El actual Consell está tratando de recuperar este proyecto, pero cuenta con el escollo legal de que un Gobierno en funciones no puede firmar decretos para crear más juzgados y la creación de nuevos órganos judiciales está bloqueada.

Pilar de la Oliva, explicó ayer a preguntas de este diario que la propuesta consiste en destinar a juzgados ya existentes todo el personal necesario para poner en marcha los nuevos, con lo que éstos empezarían a funcionar como juzgados bises. «Nosotros aportaríamos a jueces salidos de la Escuela Judicial que aún están esperando destino y la Conselleria ya nos ha dicho que ella va a poner los funcionarios», aseguró. Ahora es el Consejo General del Poder Judicial el que debe dar el visto bueno para llevar a la práctica este plan. De la Oliva recordó la «preocupante» situación que atraviesan los juzgados de la Comunidad Valenciana, donde «no se ha creado ni un solo órgano judicial nuevo en seis años. Con las medidas de refuerzo que hemos venido adoptando se está consiguiendo sacar el trabajo adelante», recalcó. La presidenta del TSJ subrayó que ésta es la vía más rápida para que estos tribunales puedan ponerse en marcha sin esperar a que el Gobierno deje de estar en funciones.

Como consecuencia de la falta de creación de nuevos juzgados, una de las jurisdicciones más saturadas es la Penal, donde hay listas de espera de dos años para celebrar los juicios que no son urgentes. Los dos nuevos órganos se ubicarían en Alicante y Torrevieja para tratar de agilizar la agenda de señalamientos. Precisamente, el Consejo General del Poder Judicial comenzó ayer con la inspección de tres juzgados de esta jurisdicción en Alicante. A lo largo de los últimos años, los secretarios judiciales han realizado varios llamamientos alertando de que la situación estaba siendo insostenible por la enorme carga de trabajo.

Otro de los juzgados que se necesitan con más urgencia es el de Primera Instancia e Instrucción cuatro de Novelda, pendiente desde 2010, y que iba a aliviar la saturación que padecen el resto de los órganos de dicho partido judicial. El colapso llegó a tal punto que cientos de demandas civiles se quedaban encima de la mesa durante al menos dos años.

El cuarto juzgado que se quiere poner en marcha es Primera Instancia 13 de Alicante que estaría especializado en incapacidades, una vieja aspiración de la judicatura alicantina. En dicho órgano se concentrarían todas las inspecciones a residencias y geriátricos, que habitualmente se reparten entre todos los magistrados civiles del partido judicial.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine