24 de abril de 2016
24.04.2016

Ocho detenidos y nueve investigados por introducir 191 toneladas de naranja ilegal

Los arrestados por la Guardia Civil de Calp supuestamente falsificaban la documentación para vender cítricos robados

26.04.2016 | 00:58
Cajas de la naranjas cuya procedencia no se ha podido acreditar.

Diecisiete supuestos implicados en la introducción ilegal de casi 200 toneladas de naranjas en la provincia, probablemente procedentes de robos y del estrío (la parte desechada de la cosecha). La Guardia Civil de Calp ha detenido en los últimos días a ocho personas de nacionalidad española, entre los 23 y 43 años, y está investigando a otras nueve personas de entre 20 y 46 años, por presuntos delitos de falsificación de documentos privados, realizados en la última campaña, desde septiembre de 2015.

El equipo Roca de Calp de la Benemérita, dentro del marco del Plan Contra el Robo en Explotaciones Agrícolas y Ganaderas, y coincidiendo con la campaña de recolección del cítrico, realiza inspecciones continuas que tienen lugar en almacenes de recepción de este fruto, para precisamente evitar el fraude y la introducción al mercado de productos robados o desviados de procedencia desconocida que, según informa Asaja, es una de las prácticas que más perjudica al sector en la provincia.

Durante varias de estas inspecciones, los agentes detectaron que existen personas que utilizan documentos Data (Documento de Acompañamiento de Trazabilidad Agraria) con ciertas irregularidades, por lo que se decide verificar todos los documentos Data que se encuentran en los distintos almacenes de cítricos de la demarcación, según señalaron ayer desde el Instituto Armado.

Dicho documento tiene como fin dar una trazabilidad a los productos del campo, siendo preceptivo para cada partida de producto que supere los 20 kg de peso, siempre que no sea el propietario quien porta el producto. Está conformado por una serie de campos a rellenar por el propietario del terreno y que incluye su identificación, localización del terreno, identificación de los transportistas/recolectores, cantidad de producción estimada, destino de la fruta y firma de los interesados.

La Guardia Civil vigila que el uso del documento sea eficiente y, mediante la identificación de cada partida de fruto, verificar posibles hechos ilícitos, así como la prevención de los mismos, como también ser medio coercitivo para la comisión de robos o hurtos de producto.

Del laborioso estudio realizado de la presente campaña se detectaron un total de 84 documentos falsos, procediéndose a realizar entrevistas y toma de manifestaciones de las personas que aparecían como propietarios de terrenos agrícolas. En la mayoría de los casos coincidían que no habían dado permiso para la recolección de la naranja en sus terrenos o, que si lo habían hecho, había sido en otras campañas anteriores.

Durante las investigaciones llevadas a cabo, se ha podido constatar que las personas ahora detenidas e investigadas procedían a rellenar ellos mismos los documentos Data con datos personales de propietarios de explotaciones agrícolas y con datos de terrenos situados en las comarcas de la Marina Alta y La Safor (Valencia). Estos datos eran obtenidos de autorizaciones en campañas anteriores, o gracias a otros implicados que los cedían. Finalmente en muchos de los documentos incluso procedían a la falsificación de las firmas, todo sin conocimiento ni consentimiento de los afectados.

Con la falsedad de dichos documentos, han podido introducir al mercado la cantidad de 191 toneladas de naranja, justificándola como si se tratase de mercancía de procedencia legal.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine