Un niño de 7 años apuñala a uno de 12 porque se negó a dejarle su patín

Un menor de 12 años está grave en un hospital de Mallorca tras ser apuñalado por negarse a prestarle su patín al agresor, que no puede ser enjuiciado

15.03.2016 | 10:03
Kamal, ayer por la mañana, en su cama del hospital.

Kamal, un niño marroquí de 12 años, salió a jugar a la calle en Felanitx (Mallorca) y acabó en el hospital con una puñalada en el pecho. El agresor era otro menor, de siete años, con quien había discutido por un patín. «Le pegó una cuchillada sin mediar palabra. El día antes ya le había pegado, pero nunca te esperas que un niño, y menos de 7 años, le clave un cuchillo a otro», explicó ayer el hermano de la víctima, Jauoad Margai, a este periódico. La víctima permanece en estado grave, fuera de peligro y «muy asustado» en la UCI del Hospital de Son Espases con una herida de arma blanca de diez centímetros que le alcanzó un pulmón.

La Fiscalía de menores, la Guardia Civil y los servicios sociales continúan recabando información para intervenir en el caso, pese a que el agresor es inimputable al tener menos de 14 años.

El hermano del niño atacado no se explica qué pudo llevar al otro menor a agredirle con un cuchillo de cocina. «No sabemos por qué lo hizo. Somos vecinos del mismo barrio y se conocen desde hace tiempo», señaló el familiar de la víctima. Según les ha contado el pequeño, no era la primera vez que tenían problemas. «Ya le había agredido otras veces, la última el día antes», afirmó.

Todo ocurrió muy rápido. «Kamal salió de casa el domingo por la tarde y a los cinco minutos nos avisaron de que lo habían apuñalado. Le clavó un cuchillo entre el pecho y la clavícula y le hizo una herida de diez centímetros. El niño se escapó y los vecinos avisaron enseguida a mi padre», recordó Jaouad, que agregó que la agresión se produjo «en plena calle y sin mediar palabra».

Al lugar acudieron enseguida la Policía Local, la Guardia Civil y una UVI móvil. Los sanitarios comprobaron que el estado del niño era grave y lo trasladaron de urgencia a Son Espases. Quedó ingresado en la UCI pediátrica, donde ayer permanecía en estado grave pero estable, explicaron fuentes del hospital.

La Guardia Civil consiguió localizar el mismo domingo por la tarde al autor de la agresión, de tan sólo siete años, al que no pude imputársele delito alguno porque tiene la mitad de la edad necesaria para ello. Así, únicamente quedó a cargo de sus padres.

La investigación apunta a que el ataque se produjo tras una discusión por el uso de un patín que, al parecer, la víctima no quiso prestar al agresor. Este habría entrado en el domicilio de un vecino de la zona para coger un cuchillo de la cocina y salir en busca del otro niño.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine