La Fiscalía advierte de que los colegios son reticentes a admitir casos de acoso escolar

La violencia interfamiliar no baja y los fiscales de Alicante alertan de medidas insuficientes debido a los recortes

09.09.2015 | 01:14

La Fiscalía General del Estado advierte de que hay colegios que, aun contando con protocolos contra la violencia escolar, son «reacios» a ponerlos en marcha por su «reticencia» a admitir que dentro del centro puedan existir casos de acoso. También alerta de que la mayoría de ellos son protagonizados por menores de 14 años.

Esta es la principal conclusión que sobre violencia escolar señalan los fiscales en su memoria 2014, que recoge Europa Press, en la que indican, no obstante, que durante el año pasado hay pocas novedades sobre esta variante delictiva, en la que «usualmente» los supuestos son de carácter «leve» y se resuelven mediante soluciones extrajudiciales.

«La labor de detección y prevención por parte de los centros escolares sigue siendo fundamental, sobre todo al seguirse evidenciando que gran parte de los casos son protagonizados por menores que no han alcanzado los catorce años», señala el texto presentado ayer por la fiscal general del Estado, Consuelo Madrigal, con motivo de la apertura del año judicial.

Las cifras de violencia intrafamiliar protagonizada por menores contra sus ascendientes y hermanos permanecen estables, «desafortunadamente», según los fiscales. En 2014 se abrieron 4.753 procedimientos frente a los 4.659 de 2013 y los 4.936 de 2012. En anteriores memorias se han realizado prolijas consideraciones acerca de esta modalidad delictiva, que los fiscales califican de «lacra social», y contra la que los «esfuerzos y medidas» que se aplican a diario en la jurisdicción de menores «se revelan insuficientes».

A juicio de la Fiscalía, se trata de un problema que hunde sus raíces en una «profunda crisis de valores y principios educativos» dentro de las relaciones paterno filiales e insiste en la prevención y educación de las instituciones. En tal sentido, pone de manifiesto que la Fiscalía de Alicante lamenta que recursos «muy útiles» como las escuelas de padres o el trabajo de los servicios sociales municipales se hayan reducido como consecuencia de la crisis económica y los recortes presupuestarios y de personal.

Asimismo, la Fiscalía señala que sigue percibiéndose un uso «inadecuado» de móviles «smartphone», cada vez más entre menores que no llegan a catorce años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine