08 de agosto de 2015
08.08.2015

El presunto asesino de la radial será trasladado a otra cárcel por amenazas

El recluso permanece aislado del resto de los presos comunes en una celda acristalada de la enfermería

08.08.2015 | 00:13

El presunto parricida detenido por matar a sus dos hijas en Moraña (Pontevedra) con una sierra radial será trasladado próximamente a otra prisión, aunque todavía se desconoce cuándo se producirá y qué cárcel será la que finalmente le acoja, si bien en un principio trascendió que iba a ser la de León, según fuentes cercanas al caso. El reo está en la prisión de A Lama desde el sábado pasado.

De hecho, este miércoles, David O.R. iba a ser trasladado de A Lama hasta la prisión de León pero, «a última hora» y cuando iba de camino, fue anulado y regresó a Pontevedra. No obstante, las mismas fuentes han ratificado que la conducción está pedida y «aprobada», por lo que sólo resta que el juzgado concluya las diligencias y no precise reclamar al detenido nuevamente. Las mismas fuentes confirmaron que el presunto parricida ha recibido «amenazas» en A Lama y, aunque permanece «apartado del resto de la población reclusa» en una celda acristalada en la enfermería, «sin contacto con nadie» y bajo el protocolo de suicidios con «vigilancia las 24 horas», «es bueno sacarlo» de una prisión donde hay otros prisioneros que le conocen y donde el caso es «más mediático».

Por otro lado, vecinos de Moraña y otras localidades próximas convocaron ayer una marcha silenciosa al cumplirse una semana desde el fallecimiento de Candela y Amaia, las dos niñas de 4 y 9 años de edad que supuestamente fueron asesinadas a manos de su padre. La movilización, que fue difundida a través de las redes sociales y con múltiples carteles en los que aparecía el texto bajo un gran lazo negro, iba a salir a las 21,30 horas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine