26 de julio de 2016
26.07.2016

5 cosas que te convierten en un buen alicantino

¡Alicante "is different" y los alicantinos también!

28.07.2016 | 01:18
5 cosas que te convierten en un buen alicantino

Cánticos."La manta al coll i el cabasset" o "A la llum de les fogueres", son algunos de los cánticos populares que se encuentran en el repertorio de todo alicantino y siempre son un buen recurso para amenizar cualquier fiesta. En cualquier reunión que se precie deben estar presentes. Si no te sabes la letra de estas canciones, es que no has pasado suficiente tiempo en Alicante, pero no te preocupes, cualquier alicantino estaría encantado de enseñarte las canciones típicas de "la millor terreta del món".

Nuestro particular lenguaje. "Achavo", "bombón", "companaje" o "mañaco" son términos que los habitantes de la provincia usamos a diario y que sin saberlo, hemos extendido al resto del lenguaje castellano. "Tiricia" en algunos casos sustituida y entendida como "dentera", "mocho" o también conocido como fregona o la expresión "a coscoletas" que usamos cuando queremos subir a alguien a hombros, también pueden unirse a la lista de nuestro propio y particular léxico alicantino. Pero conviene llevar cuidado con su uso porque si sales de la provincia ¡no te entenderán! Si quieres conocer más expresiones típicas de nuestro lenguaje, las hemos recopilado en este artículo.

Petardos. El ruido y el olor a pólvora forman parte de la cultura y la historia alicantina desde el siglo XV y desde entonces los petardos no pueden faltar en las fiestas más populares de la ciudad, les Fogueres de Sant Joan. Para los alicantinos hacerlos explotar es algo habitual, pero, ¿cómo reaccionarían ciudadanos de otros países si tiráramos un petardo en el centro de cualquier ciudad? Son muchos los turistas que cada año acuden a la provincia y se pegan muchos sustos por el ruido de estos artificios.

"La Mona". El Domingo de Resurrección es aún más especial en Alicante. Este día la la tradición manda que las playas y montañas alicantinas se llenen de familias y amigos para comerse "la mona" juntos. El ritual alicantino para este día empieza por comprar la particular versión de la "toña", que consiste en incrustar en el interior del típico bollo un huevo duro, después, es el momento de cumplir con la tradición de "aplastarlo" en la frente del amigo más querido recitando estas palabras: "Aquí em pica (Aquí me pica) Aquí em cou (Aquí me escuece), Aquí em menjo la "mona" (Aquí se come la mona), I aquí trenco l´ou (y aquí se rompe el huevo)". ¡Cuidado porque este ritual sólo es válido en las fronteras alicantinas!.

Los helados del Peret. El helado sabe mejor si pertenece a la histórica heladería situada en La Explanada. Probar su tradicional horchata de chufa o su helado de turrón de Xixona son requisito indispensable para poder considerarte un buen alicantino.

Como alicantino, ¿crees que nos hemos olvidado alguna de las características que nos diferencian?

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine