03 de septiembre de 2016
03.09.2016
Por el parón del ladrillo

La provincia cierra agosto con 3.237 parados más

Alicante, la segunda demarcación donde más subió el desempleo el pasado mes

03.09.2016 | 09:46

Viejos vicios que se repiten en el mercado laboral alicantino. La mejora de la situación económica no ha impedido que las empresas de la provincia vuelvan a recurrir a la artimaña de hacer coincidir la finalización de contratos con las vacaciones veraniegas para ahorrarse costes sociales, una práctica muy extendida sobre todo en la industria y la construcción. El resultado es que, un año más, el mes de agosto volvió a registrar un importante repunte del desempleo en la provincia, con 3.237 nuevos inscritos en las oficinas del Servef, lo que deja el total de desocupados de la zona en 168.894.

Tan sólo la provincia de Barcelona, con más del doble de población, experimentó un aumento mayor del paro, al contabilizar a 3.779 desocupados más que en el mes de julio. En el caso de la Comunidad Valenciana el incremento fue de 6.451 desempleados más, mientras que en el conjunto del país el antiguo Inem contabilizó hasta 14.435 nuevas incorporaciones, según los datos divulgados ayer por el Gobierno.

Como era de esperar, fueron las fábricas, que en estas fechas aprovechar para detener su actividad durante unas semanas, las que más personas enviaron al paro. En total 2.197, lo que supone el mayor aumento del desempleo industrial de todo el país. Algo similar ocurre con la construcción, donde también se paralizan numerosas obras y los empresarios aprovechan para no renovar los contratos temporales. Así, este sector sumó 626 desempleados más.

Pero es que ni siquiera los servicios se libraron de este aumento, bien sea por el cierre vacacional de establecimientos como academias, comercios, etc, o bien por la finalización de los primeros contratos tras la temporada turística. El caso es que también en este sector aumentó el paro en 858 personas. Sólo la agricultura, con 83 desempleados menos, y el colectivo de los que buscan su primer empleo, con una disminución de 361 personas, lograron cerrar agosto con cifras positivas.

Mazazo a la afiliación
Pero si los datos de paro registrado fueron malos, los de afiliación a la Seguridad Social fueron aún peor ya que el sistema perdió la friolera de 11.532 cotizantes, es decir, que en realidad dejaron de trabajar 11.532 personas aunque no todas acudieran a inscribirse en la lista del paro. Esto deja el total de trabajadores en activo en la provincia en 603.581, lo que aún supone 25.446 más que hace un año, a pesar de la caída del último mes.

La propia Conselleria de Economía, por boca de la directora general de Empleo y Formación, Rocío Briones, reconoció que se trata de un «comportamiento habitual del mercado de trabajo en este mes, estacional y cíclico», y se comprometió a impulsar «políticas integrales que apoyen e incentiven a las empresas a crear empleo de calidad».

En la misma línea, también los sindicatos destacaron la «estacionalidad extrema» que registra el mercado laboral alicantino, según la secretaria general de CC OO en l'Alacantí-Les Marines, Consuelo Navarro, que también denunció que se sigue sustituyendo «empleo de calidad por contratación temporal y a tiempo parcial». Por su parte, la secretaria comarcal de UGT en l'Alacantí, Yaissel Sánchez, reclamó «un plan de choque para el empleo, con recursos adicionales para mejorar la empleabilidad» de los parados actuales y lamentó que ya sólo un 44,16% de los desocupados reciba algún tipo de prestación.

Por el lado empresarial, desde la CEOE señalaron que se aprecia una «moderación en el ritmo de recuperación del empleo» y reclamaron «estabilidad institucional» para consolidar la recuperación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine