ÚLTIMA HORA
Abatido el presunto asesino de al menos tres personas en Teruel

El Gobierno estudia la posible inconstitucionalidad del decreto turístico

García-Margallo está convencido de que los recursos son "oportunos" -"no me gusta perder ni al parchís"- y confía en el que el TSJCV "determine si son coherentes o se exceden del desarrollo de la Ley"

11.05.2016 | 22:03
El Gobierno estudia la posible inconstitucionalidad del decreto turístico

El ministro de Asuntos Exteriores en funciones y diputado por Alicante, José Manuel García-Margallo, ha informado de que se estudia un posible recurso de inconstitucionalidad contra los decretos del Consell que centraliza las competencias en materia de turismo y deporte atribuidas a las diputaciones.

El ministro se ha reunido en la Diputación de Alicante con su presidente, el popular César Sánchez, y el de Castellón, el también popular Javier Moliner, y los tres han analizado los recursos que han presentado sus tres administraciones a los decretos, los cuales han sido admitidos a trámite por el Tribunal Superior de Justicia valenciano (TSJCV).

Además, García-Margallo ha relatado que se han dado instrucciones al Ministerio de Hacienda para que estudie un posible recurso de inconstitucionalidad si los recursos de las diputaciones y el tercero presentado por el Gobierno "no fuesen suficientes".

En todo caso, éste último ante el Tribunal Constitucional se presentaría cuando haya una conclusión jurídica y se vea la "oportunidad política".
El ministro ha subrayado que "los recursos no son electoralistas, son oportunos o no, y el recurso o se presenta en un plazo determinado o simplemente carecen de sentido".

También ha recordado al president de la Generalitat, Ximo Puig, quien criticó que el ministro anunciara el recurso, que es diputado por Alicante por estar en la Diputación Permanente del Congreso, y ha añadido que ha actuado porque ve "amenazadas las competencias y la financiación" de las diputaciones.

El ministro está convencido de que los recursos son "oportunos" -"no me gusta perder ni al parchís"- y ha confiado en el que el TSJCV "determine si (los decretos del Consell) son coherentes o se exceden del desarrollo de la Ley".

En la reunión, García-Margallo, Sánchez y Moliner han coordinado la hoja de ruta jurídica y han expresado su unión y firmeza a la hora de defender un modelo de comunidad que no coincide en nada con la del presidente Ximo Puig, tal y como ha expresado César Sánchez.

"Ellos apuestan permanentemente por abrir brechas, nosotros apostamos por una vertebración leal con el conjunto de la Comunitat Valenciana y con España. Ellos, a través de estos decretos, apuestan por la imposición y nosotros por la coordinación que nunca ha dejado de existir", ha añadido, quien ha explicado que prueba de esa coordinación es la reunión que en las próximas fechas se va a celebrar con el secretario autonómico de Turismo y las tres diputaciones para preparar la próxima edición de FITUR.

Sánchez ha mostrado su satisfacción porque los recursos de ambas diputaciones hayan sido admitidos a trámite y ha insistido en que es importante que el TSJ haya emplazado a la abogacía de la Generalitat a que alegue para poder evitar la suspensión cautelar de estos decretos.
En este sentido, y siguiendo la línea de consenso por la que aboga Sánchez, éste ha indicado que siguen con la premisa de apostar por el diálogo constante y por trabajar con las instituciones con independencia de quien las gobierne.

El responsable del Gobierno Provincial ha vuelto a pedir a Puig un acercamiento y "poner el contador a cero".
Según ha recalcado Sánchez, "somos conscientes de que ha tenido un inicio de legislatura complicado con un partido como Compromís que le ha puesto las cosas difíciles y con Podemos que también ha estado complicando constantemente la gestión de gobierno".

"Es momento de pensar en el interés general, de ser responsables y de intentar vertebrar la comunidad", ha apostillado antes de concluir que se debe respetar la Constitución y la autonomía que se recoge en ella respecto a la institución y a la autonomía local.

Tanto Sánchez como Moliner han insistido en que "hay que ser responsables, evitar las brechas entre provincias y luchar incansablemente por conseguir el consenso", al tiempo que han defendido las singularidades propias de cada territorio y "la necesidad de plantear estrategias que se alejen del centralismo que quieren imponer desde Valencia".

Por otra parte y a preguntas de los periodistas sobre el proyecto Tesla y el ofrecimiento del Consell sobre posibles ubicaciones para su desarrollo en la provincia de Valencia, Sánchez ha insistido en que "es una buena noticia para estas localidades sobre las que se especula", pero ha manifestado que "me hubiera gustado que la buena noticia hubiera sido para Alicante".

En este punto, ha recordado que "seguimos trabajando en ese proyecto de Zona Franca en el puerto de la ciudad y en la provincia, un espacio que podría acoger perfectamente ese centro logístico y de producción".

Por eso, ha reclamado seguir trabajando junto a todas las administraciones públicas para que dichas inversiones se queden en nuestro territorio.
Por su parte, el presidente de la Diputación castellonense, Javier Moliner, ha afirmado que los decretos de Puig han tratado de obviar el debate parlamentario ya que lo lógico hubiera sido que el desarrollo de la ley hubiera sido mediante un reglamento, lo que habría obligado a discutir este "imposición" en materia turística y deportiva en Les Corts Valencianes.

Para Moliner, el "centralismo" de Valencia perjudica el desarrollo turístico "singular" de las dos provincias limítrofes, y ha puesto por ejemplo que en Castellón la Diputación colabora en la organización de 400 eventos deportivos al año que tienen entre sus objetivos alargar la temporada turística.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine