03 de marzo de 2016
03.03.2016

Pedro Sánchez: «El 80% del Pacto del Botánico está en el acuerdo con C's»

El candidato socialista responde en el debate de investidura a las críticas de Compromís

03.03.2016 | 01:06
Pedro Sánchez, ayer en el Congreso.

Oltra le reprocha «no haber entendido» el modelo del Consell.

El candidato a la investidura como presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, afirmó ayer en el Congreso que el 80 por ciento de las medidas contenidas en el llamado Pacto del Botánico –firmado por el PSPV, Compromís y Podemos para el gobierno de la Generalitat Valenciana– están recogidas en el acuerdo que ha suscrito él con Ciudadanos y que ayer tarde recibió el rechazo mayoritario de la cámara. Con el texto del Pacto del Botánico en la mano, Sánchez hizo una llamada al portavoz de Compromís, Joan Baldoví, a «dejar a un lado prejuicios» y aquellas cosas que les «separan», para «pensar en el cambio».

«Si hacemos eso, no la próxima semana, sino hoy mismo, haremos que Rajoy deje de ser presidente del Gobierno», le pidió Sánchez al diputado valencianista, al que reconoció que, cuando se sentó a negociar con el PSOE, la «única línea roja» que planteó fue que ni Rajoy ni el PP siguieran gobernando.

Tras replicar a Baldoví que las fuerzas de izquierda «no suman» una mayoría suficiente para gobernar, si no es con el concurso de Ciudadanos, Sánchez proclamó que «lo que suma son las ganas de cambio» y la «ilusión por el cambio» que simboliza su acuerdo con Ciudadanos.

El portavoz de Compromís recordó en su réplica a Sánchez que Ciudadanos ha bautizado en Valencia el Pacto del Botánico como el «pacto del Titanic» y situó la diferencia entre ese acuerdo y el de Sánchez con Rivera en que el pacto que sustenta el gobierno valenciano es «plural, de izquierdas y de cambio» y allí Ciudadanos está en la oposición.

Además reclamó al líder del PSOE que explique «qué gobierno» habría si la izquierda se sumara al acuerdo con Ciudadanos: «¿Será monocolor del PSOE o será plural?», «¿estará en él el señor Garicano?», le planteó, tras subrayar que lo que les pide es un «cheque en blanco» sin que sepan «qué pasa luego».

Para Baldoví, el «mestizaje» que proclama Sánchez solo puede hacerse con «personas afines ideológicamente». «No se puede ser buen chico con todos, hay que escoger y le pedimos que escoja un cambio», concluyó.Tras defender que el gobierno de la Comunidad Valenciana (PSOE-Compromís, con el apoyo de Podemos) funciona «razonablemente», llamó a Sánchez a trasladar esa fórmula al Gobierno de la nación. «Lo podemos hacer aquí también», le dijo.

Sánchez, por su parte, terminó el «cara a cara» con el valenciano convocándole una vez más a que sea «participe del cambio» que propone el PSOE de la mano de Ciudadanos y comprometiéndose con él a impulsar en el parlamento las cuestiones en las que los dos estén de acuerdo.

Por su parte, la coportavoz de Compromís y vicepresidenta de la Generalitat, Mònica Oltra, advirtió a Sánchez, de que «el mestizaje entre formaciones y propuestas incompatibles al final da como resultado aberraciones». Preguntada por el debate de investidura, Oltra destacó que Sánchez «ha trasladado el concepto de mestizaje del Gobierno valenciano», pero cree que «no lo ha entendido».

«El mestizaje supone la construcción de un proyecto plural entre formaciones políticas compatibles, porque el mestizaje entre formaciones y propuestas incompatibles al final da como resultado aberraciones», subrayó.

Para la dirigente de Compromís, «el señor Sánchez nos aboca a un debate ficticio, a una ficción, con la excusa de que no hay suficiente mayoría para el cambio». Sin embargo, Oltra manifestó: «Todos sabemos que 161 suman más que 130». Al respecto, consideró que «el camino» debería ser «sentar a los 161, que son las fuerzas políticas del cambio, las que pueden asegurar políticas que sitúen en el centro a las personas y puede situar un Gobierno de España aliado con las comunidades del cambio».

«Cuando tenga esos 161 sentados en la mesa y acuerde un programa de gobierno», Oltra considera que Sánchez, «debe buscar el resto de votos que le falten». «Éste es el camino. El señor Sánchez si no se da cuenta durante el debate, se dará cuenta en la votación», resaltó.

Preguntada por si cree que todavía hay tiempo para cambiar el acuerdo, la vicepresidenta respondió que «siempre hay tiempo» y añadió que el acuerdo «podría haber llegado antes de ir al debate en estas condiciones».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine