12 de febrero de 2016
12.02.2016

Puig pedirá al nuevo Gobierno que el Corredor sea "prioritario"

El president ha defendido la importancia de que la política de infraestructuras "no se haga por intereses partidistas"

16.02.2016 | 01:33

El presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, ha asegurado este viernes que reclamará al nuevo Gobierno de España que el Corredor Mediterráneo sea "de verdad" un eje "prioritario y estratégico", sin "nuevos aplazamientos y espacios de incertidumbre", pues considera que "tiene posibilidades de renacimiento para el empleo". Así, ha defendido la importancia de que la política de infraestructuras "deje de realizarse por intereses partidistas alejados de la ciudadanía" y ha destacado que "España no nace y acaba en Madrid".

Puig se ha pronunciado en estos términos en declaraciones a los medios antes de su intervención en la apertura de la jornada 'El Corredor Mediterráneo. Eje de oportunidades', celebrada en la Ciudad de la Innovación de la Universitat Politècnica de València (UPV) y organizada por la Xarxa Vives d'Universitats, que aglutina a las universidades en lengua catalana y valenciana.

Tras celebrarse el Consejo General de este organismo, los 21 rectores de las universidades que lo integran han firmado un manifiesto en el que han coincidido en definir al Corredor Mediterráneo como una infraestructura "indispensable para el desarrollo adecuado y el crecimiento a todos los niveles" y en que, actualmente, "es un momento clave para que los políticos reconozcan la necesidad de un sistema ferroviario competitivo y sostenible" en el Mediterráneo.

Al respecto, el jefe del Consell ha calificado a la entidad como "corredor del conocimiento" en la zona y ha celebrado la "suma de sinergias en el ámbito político" para reivindicar un corredor "estratégico y que representa el 50 por ciento de nuestras exportaciones, es donde se desarrolla la actividad económica y donde tiene posibilidades de renacimiento el empleo".

Sin embargo, ha lamentado que en los últimos años esta cuestión "ha tenido mucha más receptividad en Bruselas que en Madrid", con "constantes aplazamientos y espacios de incertidumbre", que en su opinión, "solo provocan que las inversiones que se podrían hacer no se hagan". "Lo único que falta es que el Gobierno español tenga la prioridad puesta en la prioritario", ha manifestado.

Asimismo, preguntado por si realizará esta reclamación al nuevo Ejecutivo una vez constituido, ha asegurado que el Consell "va a exigir que tenga claro cuál es el objetivo de las infraestructuras" porque "hasta ahora, no solo en los últimos cuatro años, se ha hecho una partidización excesiva de ellas y se ha ido en contra del interés general de los ciudadanos".

"CENTRALIZACIÓN OBSESIVA"
"Y siempre con una centralización obsesiva del Gobierno. Se quiera o no, España no nace y acaba en Madrid, es mucho más plural, también en las infraestructuras", ha reivindicado.

En esta línea, ha defendido la importancia de "acciones combinadas con el soporte de quien tiene mayor capacidad de actuación: el Gobierno", en las que la asociación de promoción del gran eje ferroviario Ferrmed "está haciendo su labor de lobby en Bruselas", la Generalitat "en su exigencia al Ejecutivo y a Europa", y las entidades empresariales valencianas "tendrán pronto una reunión con la Unión Europea".

TRAYECTOS "INTERMINABLES" ENTRE CAPITALES
Durante su discurso de apertura de la mesa redonda, el 'president' ha insistido en que "si el corredor es fundamental para Europa, para España es básico", dado que a su juicio, "es la infraestructura que más puede ayudar a nuestro crecimiento" y que "ayudará a resolver nuestro mayor problema: la falta de productividad y de infraestructuras competitivas".

Para Puig, "no tiene sentido que ir de Valencia a Madrid sea más fácil que a Alicante" ni que "el trayecto entre la tercera y la segunda ciudad más grande de España (Valencia y Barcelona) sea un camino interminable", lo que ha relacionado con la "aguda miopía" de los anteriores gobiernos en materia de "racionalidad" en las prioridades de las inversiones. "Han estado más vinculadas a los orígenes de los ministros y a los miembros del Gobierno que a criterios objetivos", ha denunciado.

En este sentido, ha insistido en que actualmente "no hay una conectividad adecuada" en el corredor "mientras ya ha llegado el primer tren de China a Madrid", por lo que considera prioritario que esta infraestructura "nos ayude a convertirnos en un área central de la actividad logística" y que "contribuya más al tejido económico valenciano", al tiempo que ha apostillado que "no sea una leyenda urbana, sino una realidad para todos".

MOMENTO "DECISIVO" PARA EL CORREDOR
Por su parte, el rector de la UPV, Francisco Mora, se ha mostrado de acuerdo con Puig en que es un momento "decisivo" para el Corredor Mediterráneo, en el que "los agentes políticos deberán reconocerlo como una realidad para fortalecer las relaciones económicas de la Comunitat con Europa".

En su opinión, "no hay alternativas a la excelencia" y el nuevo Gobierno "tendrá que saber priorizar los proyectos más beneficiarios en una situación de recursos limitados". "El cambio político pasa porque la gestión pública sea correcta y eficiente", ha defendido.

El presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia, Aurelio Martínez, ha criticado las "deficiencias espectaculares" de la red ferroviaria española, ya que "las exportaciones de la Comunitat por esta vía solo llegan al 1,7 por ciento" y "estamos a la cola de Europa al respecto porque lo poco que se invierte va a pasajeros y no a mercancías: todo va para el AVE".

Asimismo, ha denunciado que el tramo de Valencia del corredor "no tiene el mismo desarrollo que el previsto en otras comunidades" y que, de seguir así, "el tráfico de mercancías con Europa seguirá siendo nada, pero si se diseña bien pasará al 12 por ciento". "Cualquier cosa comparada con lo de ahora, una línea de tren de principios del siglo XX, es alta velocidad", ha bromeado.

El resto de ponentes han expresado su "apoyo" al Consell para reivindicar esta infraestructura y han señalado las "oportunidades" que supondría, como "reducir el impacto medioambiental del transporte por carretera, trenes con mayor capacidad, mayor competitividad para marcas valencianas, eliminar el cambio de ejes de vía en fronteras, reducir la dependencia del petróleo o permitir acceso a nuevos mercados", entre otras.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine