Soler: "Si no llegan ya los 1.400 millones prometidos habrá problemas de tesorería"

El conseller de Hacienda ha afirmado que si no llega este dinero podrían retrasarse los pagos a proveedores

04.11.2015 | 14:56

El conseller valenciano Hacienda, Vicent Soler, ha advertido hoy de que si no llegan esta misma semana los casi 1.400 millones de euros prometidos el pasado lunes por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, habrá problemas de tesorería que podrían provocar problemas en el pago a los proveedores.

Así lo ha explicado hoy el conseller en el ayuntamiento de Alicante, en su primera comparecencia pública fuera de Les Corts Valencianes tras presentar los presupuestos de 2016, de los que ha dicho que convierten en "prioritarias" las políticas de servicios sociales, especialmente la vivienda social y la dependencia, sobre las inversiones en infraestructuras.

El conseller ha recordado que los 1.400 millones de euros vienen por la desviación del déficit durante el pasado gobierno del Consell del popular Alberto Fabra, y ha añadido que dicha demanda le consta al Ministerio desde el pasado abril y que no ha sido satisfecha hasta ahora con "excusas de mal pagador".

Pese a ello cree que, con motivo de la reciente visita a la Moncloa del president, Ximo Puig, el pasado lunes el Ministerio hizo "el paripé" de volver a pedir por escrito esa demanda, por lo cual envió una nueva carta para cumplir con la formalidad.

A partir de ahí, ha informado de que el dinero aún no ha llegado aunque espera que lo haga esta misma semana, y ha comentado que si se retrasa y los proveedores tienen problemas y deciden manifestarse, será "el primero" en hacerlo ante la Delegación del Gobierno, en Valencia.

El conseller también ha comentado del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) que le parece "una estafa" por motivo "doble" ya que, ha argumentado, es un crédito que se debe devolver y porque "viene cuando le da la gana al ministro".

A este respecto, la secretaria autonómica de Hacienda, Clara Ferrando, ha incidido en las actuales "tensiones" de la tesorería y ha comentado que si el dinero llega esta semana no se producirán "incumplimientos" en el pago a los proveedores, por lo cual es "urgente" que los 1.400 millones estén antes del viernes.

El conseller ha insistido ante los periodistas en la necesidad de mejorar el modelo de financiación autonómica y también en que la "increíble" deuda generada de 40.000 millones de euros a causa de esa insuficiencia de recursos debe ser "condonada".

Entre los datos que ha proporcionado, ha lamentado que los gastos financieros en 2015 se hayan elevado a 5.000 millones de euros y que el próximo año sean de más de 4.000.

Ha defendido las "bases reales" del primer presupuesto de la era de Ximo Puig, elaborados a partir del Acuerdo del Botánico, y ha destacado que son los del "cambio" al primar los servicios sociales "básicos", como de Sanidad, Educación, Bienestar Social, Vivienda Social y Dependencia.

Ha apuntado que, a diferencia de los de los años anteriores del PP, en estas cuentas se reflejan los ingresos y gastos "reales", y no entran actuaciones que luego no llegan a ejecutarse.

Ha explicado, eso sí, que se han incluido una previsión de ingreso por parte del Estado de 1.300 millones de euros que han sido "reivindicados" por la Comunitat para paliar el insuficiente modelo de financiación, si es que este no es cambiado antes.

En cuanto a Alicante, ha señalado que esta ciudad es "prioritaria" para el Consell valenciano, y ha señalado que, a falta de inversiones salvo las "mínimas posibles", los vecinos que padecen especialmente los efectos de la crisis saldrán beneficiados.

Sobre el debate en torno a la posible instauración de una tasa turística, el conseller ha señalado que se están iniciando contactos con este sector y que estas negociaciones se prolongarán en 2016.

Ha aclarado que esta tasa tendría un "uso finalista en el propio sector turístico", lo cual cree que podría beneficiar a esta industria, asunto en el que la secretaria autonómica Clara Ferrando ha incidido en que esta idea entra dentro de la revisión del modelo turístico aunque "no se hará nada que no beneficie" al sector.

Preguntado por la situación de la patronal COEPA, el conseller ha explicado que es un problema heredado del anterior Consell que deben cumplir, pese a que agrave aún más la situación del organismo.

En cuanto a la Institución Ferial Alicantina (IFA), Soler ha afirmado que es "un tema muy diferente" al de Coepa por la "importante" incidencia de su actividad en el entorno provincial, y ha apuntado que le darán un trato "igual" que a Feria Valencia.

De esta manera, el Instituto Valenciano de Finanzas (IVF) analiza el posible desarrollo de los terrenos adyacentes y se hará un análisis del riesgo para anticipar si es posible el retorno de la inversión, con el fin de salvar a la institución.

También preguntado por la deuda de 5 millones del Consell al ayuntamiento de Alicante, Soler ha admitido que será difícil pagar ese dinero actualmente aunque ha añadido que esa reivindicación seguirá "sobre la mesa".

Por su parte, el secretario autonómico de Financiación y Modelo Económico, Julián López, ha citado como ejemplo de presupuestos irreales del PP que algunas de las actuaciones culminadas hace años, como el acceso de la avenida de Dénia y el Centro 14 de Alicante, aún están parcialmente pendientes de pago, por lo cual han sido incluidas en las cuentas de 2016.

El alcalde alicantino, Gabriel Echávarri, ha valorado las prioridades de los presupuestos del Consell en torno para priorizar las demandas sociales sobre las inversiones, ya que "lo primero es lograr el equilibrio en las desigualdades".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine