Intención de voto para elecciones generales
 

Empate técnico entre el PP y el PSPV y explosión de Ciudadanos

Los socialistas mantienen los resultados de 2011 mientras que los populares podrían llegar a perder la mitad de sus escaños. Ciudadanos sería la tercera fuerza y Podemos obtendría cuatro diputados

11.10.2015 | 11:01
Empate técnico entre el PP y el PSPV y explosión de Ciudadanos

Los resultados de las próximas elecciones generales estarán muy igualados. PP y PSPV casi empatan en intención de voto y en número de escaños. Ciudadanos irrumpe con mucha fuerza con seis o siete representantes, igual que Podemos, que se quedaría en cuatro. Compromís pagará ser un partido sólo autonómico y EU resiste con un diputado.

Empate técnico entre populares y socialistas de cara a las elecciones generales del próximo 20 de diciembre. De cumplirse los datos del sondeo elaborado por Invest Group para INFORMACIÓN y Levante-EMV, el PP continuaría siendo la fuerza más votada en la Comunidad Valenciana con el 28% de los votos pero podría llegar a perder un 40% de los apoyos y hasta la mitad de sus escaños. Un auténtico varapalo para la nueva cúpula popular que dirige Isabel Bonig en la primera contienda electoral a la que se enfrenta tras perder la Generalitat y la mayoría de las grandes instituciones. El PSPV se quedaría a apenas seis décimas con un 27,4% de respaldo y mantendría el tipo en relación a las generales de 2011 con un resultado similar que le daría entre 9 y 10 escaños, los mismos o uno menos que hace cuatro años.

En unas elecciones que registrarían una alta participación que el muestreo cifra en más de un 77% a pesar de que un 82,3% de los encuestados asegura que acudirá a las urnas, el «cuerpo a cuerpo» entre la formación que lidera Mariano Rajoy y la que encabeza Pedro Sánchez tendría su reflejo en el reparto por provincias. En Alicante empatarían a 3 escaños, lo que supondría una debacle para los populares que perderían cinco de los ocho parlamentarios que tienen ahora por uno de los socialistas. En Castellón se estarían disputando la victoria y con ello un escaño de ventaja por un puñado de votos. Y en Valencia también se podría producir otro empate a cinco escaños o una victoria por la mínima del PP.

Esa pugna no sólo se traduce en el reparto de escaños. También en la percepción de los ciudadanos sobre lo que puede ocurrir en esa cita electoral. Una mayoría de los valencianos –un 34%– se muestra convencido de que serán los populares los que ganarán esas elecciones. Pero, sin embargo, las tornas se cambian al preguntar por la preferencia de victoria: aquí son los socialistas los que van en cabeza con un 22,5% frente al 20,1% que simpatizan con los populares. Unos y otros, sin embargo, tienen el mismo talón de Aquiles: apenas fidelizan a la mitad de sus votantes de 2011.

A pesar de que entre populares y socialistas sumarían más de la mitad de las papeletas –un 55%– la encuesta elaborada por Invest Group para INFORMACIÓN y Levante-EMV consagra, en todo caso, el multipartidismo que ya se instaló en las últimas elecciones autonómicas. Otras cuatro fuerzas políticas podrían llegar a colocar escaños en Madrid por la Comunidad Valenciana. Y todo ello a pesar de que los ciudadanos no quieren una coalición de partidos para controlar el Gobierno de España: esa opción no la citan ni siquiera uno de cada cien encuestados. Evidencia de que, en estos momentos, los ciudadanos prefieren un gobierno en Madrid más estable que acabe de encarrilar la salida de la crisis económica.

Ciudadanos confirmaría su condición de «marca de moda». Sería la tercera fuerza de la Comunidad con un 18,2 % de los votos y podría llegar a cosechar 7 escaños, un resultado casi calcado al descenso que registran los populares. En estos momentos, como recoge el sondeo en el cuadro de transferencias, el partido de Carolina Punset es la «marca refugio» de los descontentos del PP y de los restos del naufragio de UPyD. Son sus dos grandes caladeros. La formación, incluso, podría llegar a ser la primera fuerza en la provincia de Alicante con entre tres y cuatro escaños, como recalca el sondeo de Invest Group, beneficiado por la enorme debacle que la encuesta vaticina a los populares alicantinos.

Esa pujanza en las comarcas del sur, sin embargo, se reduciría en Valencia, donde C's lograría entre 3 y 4 escaños pero por detrás de PP y PSPV; y en Castellón, donde el sondeo no le concede opciones, ya que es necesario un 20 % para obtener diputado.

Los resultados que recoge la muestra –tabulada sobre los datos de 1.100 entrevistas, un trabajo de campo que se realizó entre el 28 de septiembre y el 2 de octubre y un grado de error del +/-3,02%– para Podemos y Compromís alimentarían aún más el debate interno en ambos partidos sobre la posibilidad de concurrir en coalición a las elecciones generales. La formación que lidera Pablo Iglesias resiste mejor en los comicios al Congreso que en la previsión para unas autonómicas, conforme a los datos de este mismo sondeo publicados el pasado 9 d'Octubre. El muestreo le atribuye cuatro escaños, dos por Valencia y otros dos por Alicante. Y además, como recoge el cuadro de preferencias de victoria, los más jóvenes –la franja que va entre los 18 y los 24 años– la citan como su opción favorita frente al resto.

A Compromís, por contra, le ocurre todo lo contrario. La coalición que lidera Mónica Oltra no lograría superar, siempre según los datos del sondeo, su condición de marca de ámbito valenciano para instalarse en el «doble voto». Es decir, no conseguiría trasladar sus excelentes resultados en las autonómicas y municipales a unas generales, en las que su impacto sería menor. Así y todo mejoraría en más de tres puntos sus resultados de las generales de 2011 con casi un 8% de las papeletas. Entre uno y dos escaños. El muestreo también concede un diputado por Valencia a EU que todavía, sin embargo, no ha decidido la fórmula electoral con la que concurrirá a los comicios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine