15 de noviembre de 2016

Los males que Rivera evitó

15.11.2016 | 04:45

Por fin. España tiene Gobierno después de más de 300 días. Los españoles hemos padecido la incertidumbre de esta situación sin precedentes, hemos votado en dos ocasiones y hemos asistido a espectáculos bochornosos como el que ha ofrecido el PSOE. Tras un año muy intenso, ahora estamos en un punto de inflexión y cabe preguntarse qué papel ha jugado Ciudadanos (C´s) y cuál es la tarea que debe cumplir a partir de ahora.
Si miramos hacia atrás, podemos asegurar, sin que nos tiemble la voz, que hemos estado a la altura de las circunstancias. Primero, llegando a acuerdos con Pedro Sánchez y luego, con Mariano Rajoy. En los dos casos hemos librado al país de dos escenarios perjudiciales. El pacto con el PSOE evitó un Gobierno con nacionalistas y Podemos; una unión que, sin duda, hubiera sido nefasta para la recuperación económica y la estabilidad del país. En la misma línea, el pacto con el PP nos ha ahorrado unas terceras elecciones que hubieran costado más dinero, hubiesen registrado una abstención histórica y hubieran sumido a los españoles en un clima de decepción mayor si cabe.
Además, en los dos casos, tanto en el acuerdo con el PSOE como en el firmado con el PP, C´s ha puesto como condición el cumplimiento de 150 medidas para la regeneración democrática, el impulso de la economía y el apoyo a los que peor lo están pasando. En definitiva, medidas para mejorar el país y la vida de las personas.
Este pacto significa, por tanto, que nuestro sí a la investidura de Mariano Rajoy no es un cheque en blanco. Vamos a estar vigilantes a su cumplimiento. Ciudadanos quería que hubiese Gobierno y para ello hemos dialogado, consensuado y pactado. Es decir, lo que se hace en democracia. Y siguiendo con las prácticas que este sistema político requiere, ahora, en la oposición, controlaremos al Gobierno, velaremos por que las medidas se cumplan y, por supuesto, seguiremos discutiendo y acordando.
Con todo esto, parece evidente que nuestro objetivo principal es que el país avance, que salga de la crisis y que se respete la unidad de España. Lo intentamos con el PSOE porque, recordemos, fue el único partido que le dijo al Rey que iba a intentar formar Gobierno. Finalmente, se ha conseguido con el PP, que fue la lista más votada en las elecciones. De esta manera, hemos demostrado que somos capaces de mirar a izquierda y derecha porque, para nosotros, lo más importante era desbloquear el país y tener un ejecutivo que ponga en marcha las reformas que reclaman los ciudadanos. Un Gobierno que se pusiese a trabajar y en el que nunca estuviesen los que quieren fracturar el país y hacer políticas más propias de otros regímenes o de tiempos pasados.
Pronto, en un mes, celebraremos el día de la Constitución. El sentido común y la capacidad política de Albert Rivera han contribuido a que podamos hacerlo con el Gobierno constituido y sin un ejecutivo en manos de los que quieren romper con la unidad y la estabilidad que a los españoles tanto nos ha costado conseguir.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine