25 de septiembre de 2016
25.09.2016
Por dentro y por fuera

Sánchez se agarra a Cela

25.09.2016 | 04:30
Sánchez se agarra a Cela

Ala espera del desenlace de las elecciones vascas y gallegas, durante las próximas semanas todas las miradas se centrarán en los pasos que vaya a dar el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, para saber si se desencalla el estancamiento político actual o si, como parece probable, nos dirigimos a las terceras elecciones legislativas en un año.

Tras un largo período de silencio, parece que Sánchez lo tiene claro: su voluntad no es tanto intentar formar gobierno (aunque así lo vaya a aparentar), como hacerse fuerte en el interior del partido y evitar que le derriben sus críticos (liderados por la presidenta autonómica andaluza, Susana Díaz).

Así, ante el comité federal del próximo 1 de octubre, propondrá abrir conversaciones para establecer algún tipo de acuerdo de gobierno con Podemos y Ciudadanos (algo a lo que Albert Rivera, líder de esta última formación, ya se ha negado). Ante el rotundo veto de los barones territoriales a abrir ese diálogo con los partidos independentistas, Sánchez se guarda la carta, incluso, de someter a las bases su reelección como secretario general (sabedor de que estas, mayoritariamente, le apoyan ante su negativa a facilitar un gobierno del PP presidido por Mariano Rajoy). Y es que, con las encuestas en la mano, una eventual repetición de las elecciones favorece ahora a los partidos tradicionales (PP y PSOE) frente a los emergentes (Podemos y Ciudadanos), dañados por sus luchas internas y sus cambios de aliados, a conveniencia. Por ello, Sánchez se limitará a hacer ver que ha hecho lo posible para evitar los comicios mientras aplica, ante sus rivales internos, la máxima del premio Nobel de Literatura, Camilo José Cela: «En España, el que resiste, gana».

CÓMO LO VEN. Clarín apuntaba la existencia de un país sudamericano que atraviesa por fuertes problemas económicos y no es Venezuela: se trata de la antigua colonia holandesa de Surinam. Muchas empresas cierran, los precios de la comida se han disparado y algunos hospitales se han quedado sin suministros básicos (como vendajes). Su presidente, Desi Bouterse, no es muy popular y ha mostrado sus simpatías por el chavismo.

The New York Times reseñaba que, tres meses después de haber sido elegida como alcaldesa de Roma, Virginia Raggi (una abogada sin experiencia política que triunfó al frente de la candidatura del Movimiento 5 Estrellas), no ha satisfecho las expectativas. Su vocación anti-establishment no ha podido ocultar la acumulación de basura en las calles o la dimisión de cinco altos cargos de su gabinete, en medio de rumores sobre una posible renuncia a la Alcaldía.

CÓMO NOS VEN. Político destacaba la creciente pérdida de credibilidad del presidente del Gobierno en funciones y líder del PP, Mariano Rajoy, tras los casos Soria-Guindos y Rita Barberá, que lastran cualquier intento de regeneración en dicha formación. Además, se cuestiona que sea el único de los mandatarios de los principales partidos que no ha sido elegido por primarias, en un rasgo de «liderazgo autoritario», impropio de democracias avanzadas.

The Daily Telegraph proponía a sus lectores que, independientemente de las veces que hayan viajado España, hay nuevas e interesantes maneras de conocerla. Por ejemplo, visitando lugares del País Vasco, Extremadura y Cataluña, donde se han rodado episodios de la popular serie Juego de Tronos; acceder a destinos naturales alejados del sol y playa, como los Picos de Europa o el Valle de Arán o participar de un recorrido ferroviario por el conjunto de Andalucía.

QUÉ SE CUECE. Marketing Directo daba cuenta de la nueva apuesta de la megacorporación Google por la mensajería instantánea, con el lanzamiento de la app Allo. Esta aplicación, semejante en sus funciones a WhatsApp, va un paso más allá, ya que incorpora la inteligencia artificial en sus servicios. Así, permitirá realizar búsquedas sin salir de las conversaciones o sugerir respuestas ante los mensajes recibidos.

Media-tics evaluaba la gestión de Mark Thompson, director ejecutivo de The New York Times Company, tras cuatro años al frente en su intento de pilotar la reconversión del legendario diario estadounidense. Con un objetivo claro: lograr que los productos digitales (que ahora facturan 500 millones de dólares) ganen más que el papel (cuya facturación es de unos 1.000 millones). Y la conclusión es que no será fácil, dada la caída de ingresos publicitarios? pero espera llegar a 800 millones digitales, en 2020.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine