Psicoterapia transcultural

01.06.2016 | 04:24
Psicoterapia transcultural

Se trata de un enfoque psicológico circunscrito en el marco de la terapia sistémica, que entiende que el ser humano cobra sentido en un entorno cultural determinado. Del mismo modo, sus relaciones, su manera de interpretar los acontecimientos, su capacidad para adaptarse a los cambios e incluso su forma de sentir, están condicionados por el contexto social en el que vive.
De igual manera, el enfoque terapéutico que elige un psicólogo a partir de la exposición de una serie de dificultades por parte del paciente, tiene que ver esencialmente con su cultura, es decir, con sus mitos, sus creencias, sus valores€
Es a partir de los años 60 y especialmente en la década de los 70, cuando comienzan a aparecer las primeras publicaciones que abordan este enfoque de manera cada vez más concreta. Y así, hoy en día, podemos encontrar dos modos de llevar a la práctica la psicoterapia transcultural.
Por una parte, el muy valioso planteamiento de la Asociación Española de Estudios Migratorios y Psicoterapia Transcultural, que propone un programa integral de asistencia psicoterapéutica y psiquiátrica, para personas de origen extranjero, favoreciendo la integración de los individuos, parejas y familias.
Pero también existe otro modo de concebir la terapia transcultural, y es aprovechando los valores y riquezas culturales de otras sociedades para nuestra propia sanación. Del mismo modo que un médico viaja al Amazonas en busca de una planta medicinal de la que extraer un remedio para combatir una enfermedad, también podemos hallar experiencias cautivadoras, vivencias enormemente gratificantes, al entrar en contacto con otros grupos culturales. Esta práctica ya la llevan a cabo fundaciones internacionales como Turismo con propósito, quien propone visitas «terapéuticas» a países latinoamericanos para japoneses que desean disfrutar de un cambio significativo en sus propias vidas. De forma similar, la Experiencia Guacabina, proporciona vivencias transformadoras para viajeros que anhelan un reencuentro con su origen. Se trata de un viaje de 21 días a las exóticas regiones del Caribe. Una duración que, según las investigaciones, es tiempo en el cual se establecen nuevos hábitos.
Efectivamente, las culturas que aún conservan la salud que existe en lo primitivo, pueden ofrecer al mundo desarrollado un soplo de aire fresco, y el tesoro de los valores en estado puro, que han conservado a lo largo de los siglos. Tribus indígenas del Amazonas, culturas caribeñas, lo que sobrevivió de las tradiciones incas y mayas€ Un legado que los colonizadores no lograron extinguir y que todavía está dispuesto a compartir con nosotros su esencia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine