Tribuna

En defensa de la formación profesional dual

24.03.2016 | 07:56

Se necesita consolidar el alcance actual de la Dual. Se podría empezar por simplificar «burocracia», incentivar a las empresas colaboradoras, ampliarla al colectivo de autónomos...

En su tercer año de vida, cabe evaluar la situación de la FP Dual donde corresponde y pedir al Consell que apueste decididamente por políticas educativas en constante renovación que potencien y aumenten el prestigio de una Formación Profesional pública, digna y de calidad, capaz tanto de dar respuesta a la demanda del mercado laboral con una buena formación en alternancia, como de aportar innovación y auge en los sectores emergentes. Sería la mejor forma de seguir haciendo atractiva la Formación Profesional, también la Dual, para el alumnado y la sociedad, y de hacer crecer un tejido productivo valenciano que necesita más que nunca de cualificación, experiencia y técnicos y técnicas competentes en su trabajo.

La Formación Profesional Dual combina la formación teórico-práctica general impartida en los centros docentes, con la práctica laboral específica y especializadora realizada en las empresas. Tiene una larga tradición en países europeos como Alemania, Austria o Suiza.

En España, la LOGSE introdujo en 1990, junto a otros cambios, el módulo de Formación en Centros de Trabajo (FCT) en los ciclos formativos que actualizaban la Formación Profesional de 1970. Ese módulo de FCT contempla 400 horas de prácticas laborales, no remuneradas, en la empresa para el alumnado de segundo curso y debe ser superado para obtener el título. Aquel cambio y la experiencia adquirida permitieron mejorar progresivamente el prestigio de nuestra FP llegando a altísimos niveles de inserción laboral que se han resentido con la crisis.

En diciembre de 2012, el Gobierno aprobó el Real Decreto 1.529 de la FP Dual que complementa la FCT y amplía las horas de formación práctica en la empresa desde el primer curso. No es obligatoria y puede ser ofertada al alumnado que supera su evaluación académica. Permite combinar de forma flexible la formación en el centro y en la empresa para completar el currículo básico común.

Lógicamente, si la implantación de la FCT en tiempo de expansión económica exigió muchos años de trabajo de todos, empezando por el profesorado, en este periodo de grandes dificultades económicas y un alto desempleo que afecta de forma insostenible a la juventud, no resulta fácil para los tutores de Dual encontrar empresas que apuesten por la especialización y empleabilidad de su alumnado, invirtiendo ahora en formación y especialización remunerada.

Por tanto, es lógico que los resultados de esta nueva experiencia sean todavía modestos. En tres cursos, casi 2.000 jóvenes se benefician en el País Valencià de esta experiencia formativa y laboral que, en muchos casos, también supone el inicio de cotizaciones a la Seguridad Social. Este curso el profesorado valenciano ha logrado duplicar el número de convenios nuevos suscritos con las empresas, salvando la lenta burocracia que los acompaña y a pesar de la falta de información e impulso real que acompaña la Dual desde su creación.

Desde el departamento de la Familia de Mantenimiento del IES Gran Vía de Alacant, donde se imparte en modalidad Dual los ciclos formativos de grado superior de Mantenimiento de Instalaciones Térmicas y de Fluidos y los de grado medio de Instalaciones Frigoríficas y de Climatización y de Instalaciones de Producción de Calor, manifestamos nuestra sorpresa por la noticia publicada el sábado, 4 de marzo, en este diario a propósito del informe sobre la implantación de la FP Dual en España elaborado por la Universidad de Valencia, a partir de las 176 respuestas recibidas el curso 2014-15 a un cuestionario enviado a los 456 centros que tenían proyectos autorizados de FP Dual en todo el Estado.

Ese informe no refleja la experiencia de Dual de nuestro instituto, que valoramos positivamente en base a los más de 20 convenios realizados y a la mejora de la formación e inserción laboral que ha supuesto para más de 30 jóvenes alicantinos y alicantinas. La experimentación adelantada y los proyectos actuales de FP Dual del IES Gran Vía de Alacant se basan en la coordinación de la formación impartida en el centro y en la empresa, que puede alcanzar el 50% del currículo de algunos módulos prácticos. Por su parte, las empresas dan de alta a los alumnos en la Seguridad Social optando, en la mayoría de los casos, por la modalidad de beca salario.

Desde esa experiencia y valoración, consideramos necesario proponer mejoras para consolidar y ampliar el alcance actual de la Dual. Se podría empezar por: –simplificar «burocracia» y delegar la firma de los convenios en la dirección de centros públicos como ya ocurre en los centros privados. –Incentivar las empresas colaboradoras, por ejemplo en las condiciones de los contratos públicos, como hacen otros países con mayor «cultura» de FP Dual. –Ampliar la Dual al colectivo de autónomos. –Implicar a las Administraciones Públicas con la Dual mediante convenios específicos con consellerias, hospitales, ayuntamientos, empresas públicas, etcétera. –Establecer acuerdos de colaboración Dual con asociaciones empresariales, sindicatos y cámaras de Comercio. –Impulsar un mapa de la FP Dual innovador y ambicioso de acuerdo a la realidad socioeconómica específica de cada localidad y comarca. –Identificar y revisar los proyectos de centros o familias profesionales con dificultades en sus entornos o en sus proyectos de Dual.

(*) Firman también este artículo José Antonio Valdés Vera, jefe de departamento de la Familia de Instalaciones y Mantenimiento, y los tutores de FP Dual Enrique Fluxia Casa, Juan Vicente Pérez García, Rafael Rico de León y Francisco José Serra Otero.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine