19 de diciembre de 2015
19.12.2015
El mundo por de dentro

La semana de los tipos de interés

20.12.2015 | 04:57
La semana de los tipos de interés

No voy a escribir de las elecciones de mañana, por mucho que me apetezca; ni tampoco del incidente de Pontevedra a pesar de las interpretaciones torticeras, desautorizadas por el propio Rajoy. De nada de eso voy a escribir. Esta parece la semana de los tipos de interés, y a ellos vamos. Sobre los tipos, sobre los intereses, y sobre el interés de los tipos, que no es lo mismo que los tipos de interés. Y nos referiremos también a personas, ellos y ellas, sin hablar en ningún caso de tipos/as que escriben los postmodernos porque el machismo le ha dado a la forma femenina unas connotaciones muy distintas.

Los tipos de interés están más de actualidad esta semana gracias a la FED, la Reserva Federal norteamericana–algo así como el Banco Central Europeo, pero con más experiencia- que ha decido cobrar entre el 0'25 y el 0'50% de interés por los dólares que preste. Es el precio del dinero en el mundo, el tipo de interés. El dinero más que precio tiene tipo, y qué tipo, lógicamente de interés. No podía ser de otro tipo tratándose de don Dinero. Si el dólar sube, el euro bajará y los exportadores podrán vender más fácilmente fuera de la Unión, especialmente en Estados Unidos. Los tipos de interés suben y los intereses de los exportadores mejoran.

También ésta semana ha venido el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, a dejarle a la Generalitat 1.536 millones del FLA (Fondo de Liquidez Autonómica) para pagar a proveedores las facturas pendientes. Y a un tipo de interés del 0%, que está muy bien, claro que a él se lo están prestando a corto a un interés negativo: por cada cien que le dejan sólo tiene que devolver noventa y nueve y pico. Otro tipo de interés, quede claro que no me refiero al ministro, sino al del FLA. Que el personal está muy susceptible.

Para tipos con intereses el presidente Nicolás Maduro, de Venezuela, y su colega el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello: como han quedado en minoría, muy minoritaria, en las últimas elecciones han creado una «Asamblea Comunal» con todos los que terminaban su mandato a la que «yo le voy a dar todo el poder, y ese Parlamento va a ser una instancia legislativa del pueblo desde la base», ha dicho Maduro. Y eso que había admitido que «errores de burocracia y corrupción llevaron a su derrota electoral». Todo un tipo con interés, pero nada democrático.

Se muere el rey Abdalá de Arabia Saudí, le sucede su hermano Salmán y se desata la lucha de poder que muchos están convencidos de que se está produciendo en el seno de la familia real. Entre dos tipos de interés el heredero, el ministro del Interior Mohamed Bin Nayef, y el segundo en la línea de sucesión e hijo del rey, el ministro de Defensa Mohamed Bin Salmán. Este es quien anunció el martes en una inusual conferencia de prensa una Alianza Antiterrorista de Países Islámicos. Una Alianza, la segunda en éste año, a la que algunos países- Paquistán, por ejemplo- se han enterado que pertenecían por la prensa. Un tipo de ministro interesante con mucho interés, por heredar claro.

La campaña electoral ha presentado esta temporada un desfile de candidatos y candidatas más variado y sobrio que en otras ediciones en colores y diseños y también discursos. Ahora les toca elegir a ustedes, a nosotros, según nuestros propios tipos de interés, ciudadano claro. En las democracias tenemos una gran ventaja: que como conjunto el pueblo siempre acierta, siempre; aunque individualmente todos podemos equivocarnos. Por mucho que líderes sociales, culturales, políticos o religiosos- tipos de, y con, interés al fin y al cabo- digan o maldigan del resultado de las urnas sin duda será el mejor por una razón contundente: porque es el nuestro, es nuestra voluntad. Y los ciudadanos siempre acertamos.

Eso sí luego seguiremos hablando mal de los políticos, aunque los hayamos elegido nosotros. O quizá por eso.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine