17 de diciembre de 2015
17.12.2015
Tribuna

Si puedes ver, repara

La sede de la OAMI albergó el pasado martes la primera jornada sobre análisis del territorio litoral entre Alicante y Elche que organiza la Universidad de Alicante y que, en palabras de su rector, Manuel Palomar, busca impulsar una zona estratégica merced a las sinergias de ambas poblaciones

17.12.2015 | 04:58
Si puedes ver, repara

INFORMACIÓN publica hoy íntegro el discurso de bienvenida del presidente de la OAMI, Antonio Campinos, por su valor como reflexión inicial sobre la importancia de este entendimiento entre la segunda y la tercera ciudad de la Comunidad Valenciana.

Quiero agradecerles a todos ustedes, y en especial al rector de la Universidad de Alicante, Manuel Palomar, el haber pensado en nosotros para albergar este acto. Un acto que representa el lanzamiento de un gran proyecto que la OAMI apoya con gran ilusión. Estamos por tanto ante una iniciativa que (...) engloba tres vertientes de trabajo:

–Desarrollo económico

–Movilidad

–Ordenación del territorio

Y en todas estas cuestiones, la OAMI tiene algo que decir. Como muchos de ustedes recordarán, el informe que publicó el año pasado la Cámara de Comercio desveló que la OAMI genera anualmente un impacto sobre la producción regional cercano a los 323 millones de euros. Dicho efecto supone una aportación al Producto Interior Bruto de la Comunidad Valenciana de más de 184 millones. Evidentemente, este impacto, que nos convierte en foco dinamizador en la región, se multiplicaría si estuviésemos en el centro, o en el Puerto. Sé que el Alcalde es consciente de este hecho e incluso intuyo que tiene alguna propuesta al respeto. Sin embargo, la OAMI fue ubicada en esta parcela en la partida de Agua Amarga y eso es un hecho inamovible. Nuestra Oficina lleva aquí desde el año 2000 y acabamos de empezar los tramites para la tercera fase de ampliación. Así que aquí seguiremos.

Por ello, y en beneficio de todos, insistimos en la necesidad de instaurar conexiones efectivas que nos permitan acercar la OAMI al corazón de la ciudad y al resto de la provincia. Reivindicamos además, y lo he repetido muchas veces, la compatibilidad entre conexiones y sostenibilidad. Unas conexiones sostenibles con las que no sólo nos beneficiaremos nosotros, sino todos los actores sociales y económicos que se encuentran en la zona, en sentido amplio. Y con esto me refiero a colegios, empresas y vecinos de los barrios cercanos.

Además, en este compromiso de aplicar programas y políticas que permitan un desarrollo más sostenible, no podemos olvidar el concepto de movilidad. Es preciso apostar por opciones de movilidad funcionales. Y me refiero, como muchos de ustedes saben, a la culminación del carril bici y a la implementación de líneas de Tram que conecten Alicante con el Aeropuerto y con Elche, aprovechando así la existencia de focos dinamizadores que promuevan el crecimiento sostenido.

Opciones que sean pues eficaces y respetuosas con el medio ambiente y que estén además integradas en la planificación territorial y urbana. Una planificación que permita ordenar el territorio de manera efectiva, devolviendo además el mar a los ciudadanos. Esto es especialmente necesario en la fachada sur de la ciudad de Alicante. Una fachada que hay que cuidar y mimar, y que sin duda es una de las principales tarjetas de visita que tiene no sólo la ciudad sino también la provincia. Ya va siendo hora de que nos sintamos orgullosos de ella. Para ello, crear un paseo marítimo, de dimensiones europeas, o redistribuir el tráfico mitigando su impacto, son algunos de los aspectos clave para su desarrollo. Un desarrollo que, como dije, se vería además intensificado por la cercanía del gran foco dinamizador que es Elche. Hay pues que remodelar, articular e integrar el territorio de manera efectiva.

Y en esta integración hay que tener en cuenta también al Puerto. Una Institución vecina con la que tenemos una excelente relación, y que, bajo el liderazgo del señor Juan Antonio Gisbert, confiamos en que conseguirá convertirse en uno de los principales activos provinciales. Sin duda, el proyecto de instalar en el Puerto de Alicante una zona franca es una buena idea. Creemos que está en sintonía con el objetivo de dinamizar económicamente la provincia. Sin embargo, y si me lo permiten, creo personalmente que antes es necesario conseguir integrar el puerto tanto territorialmente en la ciudad como económicamente en la provincia. También es hora de que la provincia se sienta orgullosa de su Puerto.

Antes de terminar quisiera de nuevo felicitar al rector Palomar por esta iniciativa transparente e integradora, que reúne no solo a las administraciones públicas, sino también a la sociedad civil. Y creo que es ahí donde va a radicar el éxito de este proyecto. Esta es una iniciativa que empieza formalmente con este acto, pero que no acaba aquí, ni hoy ni mañana. Porque lo importante es tener una proyección, estableciendo propuestas realistas a corto, medio y largo plazo. Es así como lograremos atraer inversiones locales, regionales, nacionales, europeas. Nosotros, desde la OAMI, ayudaremos en la medida de nuestras posibilidades. Pueden contar con ello. Y todo ello en beneficio de los ciudadanos, que, en definitiva, son nuestra razón de ser, como servidores públicos que somos. Señoras, señores, amigos, no se trata de una iniciativa más. En la OAMI deseamos que este proyecto se convierta en una realidad que promueva la cohesión social y territorial de Alicante y su provincia para mejorar la calidad de vida de los alicantinos y de nuestros visitantes. Como escribe José Saramago en el Ensayo sobre la ceguera: «Si puedes mirar, ve. Si puedes ver, repara».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine