25 de octubre de 2015
25.10.2015

El alcalde, Pavón y todos los muertos del armario

25.10.2015 | 13:18

Supongo que debió ser allá por los años setenta cuando al bueno de Francisco Brotons Baldo, el que fuera presidente del colegio de Administradores de Fincas, se le ocurrió comprar, a precio de saldo, la mayoría de terrenos existentes alrededor del cementerio de Alicante que, por supuesto, nadie quería. Me imagino que, por aquel entonces, tendría que aguantar a más de una persona cercana mofarse de él diciéndole que qué pensaba hacer con toda aquella extensión de terreno? No sé qué contestaría él, pero bien podría haber dicho a todos que allí pensaba plantar, sobre todo, «paciencia».

El otro día Gisbert, el siempre incombustible y ahora, además, flamante presidente del puerto de Alicante, venía a decir que tenemos demasiados muertos en el armario. No te falta razón Juan Antonio, pero, no olvides, que no sólo son muertos. Aquí hay demasiadas cosas guardadas en el armario y cada vez menos a la vista. Quizás sería bueno mostrar todo lo que hay dentro para que, de verdad, algún día podamos empezar a limpiar Alicante de tanta suciedad.

Pondré algunos ejemplos? El maxi alcalde Echávarri todo lo guarda en el armario olvidando que eso es incompatible con el ejercicio de su cargo... Y así, si se reúne con Ortiz, él, en silencio. Si alguno de sus socios de gobierno anuncia para el futuro un proyecto incompatible con el programa que el PSOE presentó a las elecciones, él, en silencio? Todo le vale. Eso sí, todo siempre y cuando lo anunciado no afecte a algunos de esos compromisos intocables que tan bien guarda celosamente en el armario. Un ejemplo es el de Rabasa. En cuanto Pavón -cada vez menos lima y más limón- esta semana se descolgó por su cuenta y riesgo afirmando que no habría macrocentro comercial en Rabasa, horas más tarde, llegó el desmentido por su parte ¿No sería mejor para todos saber realmente qué es lo piensa cada uno de ellos al respecto? ¡Ay, no, perdón, que eso se llama sinceridad y en política está prohibida!

Pero continuemos ahora por Pavón ¿Cómo se te ocurre, alma de Dios, decir algo así sabiendo a quién tienes al lado? Claro que, por otro lado, ahora que lo pienso, es normal en ti, entre otras cosas porque tú, en realidad, también guardas muchas cosas en el armario. Por ejemplo, tu «alto concepto democrático del consenso», ese que sólo sacas para las grandes ocasiones como, por ejemplo, para Ortiz , IKEA o, sin ir más lejos, para imponerte en tus asambleas. Consiste el mismo, básicamente, en una formulación concisa, sencilla y doble -Lo que creo yo, lo creen todos- o su variante -sólo existe una única verdad y siempre es la mía-.

Recuerda, querido, que sólo tienes seis concejales. No son pocos, es verdad, pero distan mucho de la mayoría, muchísimo. No puedes ir así por el ayuntamiento. Te recomiendo que te hagas con un buen diccionario y mires el significado de la palabra humildad. Sé que te costará entender el sentido pero, con el tiempo, igual hasta lo logras.

En fin que, como ves querido Gisbert, en Alicante hay muchos secretos, compromisos, presiones y también muertos en el armario pero, no creas, al parecer, en esto último de los difuntos, también hay muchos fuera porque, ¿sabes cuánto tiene que pagar el ayuntamiento de Alicante por expropiar los terrenos alrededor del cementerio para ampliar el mismo a la familia Brotons que los compró en su día por cuatro chavos? ¡Un millón de euros! ¡Toma ya! Y, no crean, ha tenido suerte el consistorio porque llegaron a ser seis millones pero recurrieron y el Supremo, al final, lo dejó en uno. ¡Tú sí que sabías Paco! Eso sí es un negocio y lo demás son tonterías.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine