BIOGRAFÍAS DE PERSONAJES DEL SIGLO XX EN LA PROVINCIA

Ricardo Lafuente. Compositor de habaneras e investigador, impulsor del festival de Torrevieja y fundador de dos agrupaciones musicales

Promovió la difusión de las habaneras y las impulsó como rasgo característico de Torrevieja, además de dinamizar el desarrollo del festival internacional dedicado a estas composiciones

20.05.2016 | 00:46

La habanera es el género musical más popular en Torrevieja, gracias a su arraigo histórico, que ha dado pie a la creación de formaciones musicales y corales en torno a este estilo, y al certamen de ámbito internacional que se celebra cada año en la localidad desde 1955. El nombre de Ricardo Lafuente Aguado está indisolublemente vinculado a las habaneras y a su tradición en Torrevieja, por haberles dado un impulso decisivo y entregarse a ellas durante décadas, además de componer algunas obras trascendentales en el desarrollo de este género. Su impronta sigue viva gracias a esta contribución y a los homenajes recibidos por ello. Las agrupaciones musicales creadas por él, sus célebres composiciones dedicadas a Torrevieja y los reconocimientos oficiales, llevados incluso a dar nombre a instalaciones públicas, hacen que su memoria se mantenga.

Ricardo Lafuente Aguado, autor entre otras piezas de la habanera con el nombre de Torrevieja y del Himno a Torrevieja, nació en la ciudad salinera el 4 de noviembre de 1930, en el seno de una familia humilde cuya situación se vería agravada con la muerte de su padre, cuando él contaba con apenas 12 años. Las condiciones económicas le obligaron a trabajar desde entonces; era todavía un adolescente cuando, siendo empleado de una imprenta, inició su autodidacta carrera artística como actor en un grupo de teatro local. No obstante, su verdadera vocación era la música, y poco después ya lo puso de manifiesto con la creación, junto a cuatro amigos, de la rondalla Carpe, llamada así por las iniciales de sus cinco componentes (Ceferino, Antonio, Ricardo, Pepe y Eduardo). En 1948 también creó una agrupación musical "estudiantina", que realizó actuaciones en Torrevieja y otras localidades cercanas.


El compositor y músico torrevejense Ricardo Lafuente Aguado. Foto: INFORMACIÓN.


En aquellos años compuso su primera habanera, titulada Sin rumbo. Ricardo Lafuente también se adentró en la zarzuela, componiendo en 1951 una titulada La última golondrina, ambientada en la sociedad y las costumbres de Torrevieja. Su actividad fue prolífica en este tiempo, componiendo en febrero de 1955 su obra más conocida, la habanera Torrevieja. La pieza se interpretó en la primera edición del Certamen de Habaneras, celebrado ese mismo año, convirtiéndose en un gran éxito y, con el tiempo, en una seña de identidad del festival y de la propia ciudad de Torrevieja. A partir de entonces fue componiendo de manera sucesiva otras habaneras para las siguientes ediciones del certamen, todas también con un importante reconocimiento.

Después de vivir en Madrid entre 1962 y 1966, y de formar un grupo musical llamado Los Players, Ricardo Lafuente fue nombrado en 1968 director del Coro y Orquesta Salinas; ese mismo año compuso el Himno a Torrevieja, otra pieza que alcanzó una popularidad enorme al reflejar el cariño del autor por su localidad natal. En aquellos años también se adentró en la música litúrgica, además de crear un coro infantil. En 1974 recibió la Medalla de Oro del Certamen de Habaneras y Polifonía. La grabación de un disco con el Coro y Orquesta Salinas (1976) y la creación de una Orquesta de Pulso y Púa (1979) son otros dos hitos de esa prolífica época. Con la orquesta de pulso y púa grabó otro disco en 1982, y realizó varias actuaciones en el extranjero en 1983. En paralelo, se dedicó también a la investigación sobre el género de la habanera, un trabajo cuyo resultado fue la publicación en 1985 del libro La habanera en Torrevieja, que recopilaba 154 piezas de este género, algunas de ellas antiguas y otras compuestas por él mismo.


Actuación en la edición del Certamen Internacional de Habaneras y Polifonía de Torrevieja de 2006. Foto: INFORMACIÓN.


En esta época comenzaron a sucederse algunos reconocimientos. En 1986, el Ayuntamiento elevó a la categoría de himno oficial local el Himno a Torrevieja, y en 1994 nombró Hijo Predilecto de la ciudad a Ricardo Lafuente. Dos años después creó un museo dedicado a su figura y su obra, que actualmente se ubica en la antigua estación de ferrocarril torrevejense. El compositor siguió implicándose en el Certamen de Habaneras y Polifonía, ya con carácter internacional. Más tarde, en 2007, llegó otro reconocimiento bastante explícito a su trayectoria, con la creación de una agrupación llamada Orfeón Ricardo Lafuente, que hoy por hoy es una de las entidades musicales más destacadas de Torrevieja.


Entierro de Ricardo Lafuente el 27 de febrero de 2008. Foto: Loino.


Para entonces, no obstante, el prolífico compositor ya estaba retirado de la vida pública, dado que se vio afectado por la enfermedad de alzheimer, que deterioró su salud en muy poco tiempo. Ricardo Lafuente falleció el 26 de febrero de 2008 en Torrevieja, a la edad de 77 años. El Ayuntamiento decretó tres días de luto oficial por la pérdida de su ilustre vecino, y su entierro fue multitudinario. Desde entonces, el consistorio celebra un festival en su honor coincidiendo con el aniversario de su natalicio, el Memorial Ricardo Lafuente. Además, sus herederos donaron todo su legado al Ayuntamiento. La trayectoria del autor, por otra parte, fue contada en 2004 por su amigo Andrés Moreno Ramírez, general del Ejército, con el título de Vida y obra de un torrevejense predilecto. El libro fue publicado por el Instituto Municipal de Cultura Joaquín Chapaprieta de Torrevieja. El biógrafo también falleció en julio de 2015, motivo por el cual el Ayuntamiento decidió dedicar a ambos la octava edición del Memorial Ricardo Lafuente, en noviembre de ese mismo año.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Esquelas del diario INFORMACIÓN - enelrecuerdo.es
Enlaces recomendados: Premios Cine