Elecciones generales

El PSOE se conjura contra el desempleo en su programa

Las propuestas se registran en un documento que se debatirá en su conferencia política de finales de mes

 22:48  

EFE El PSOE tiene la firme decisión de volcarse en iniciativas para luchar contra el desempleo y así lo hace constar en el texto de la ponencia que se debatirá en su conferencia política de finales de mes y que será la base de su programa para las elecciones del 20 de noviembre.

A ese objetivo se dirigen una serie de propuestas que contiene el documento y que ha ido apuntando ya su candidato, Alfredo Pérez Rubalcaba: impuesto para las grandes fortunas, impuesto sobre el balance de las entidades financieras, incentivos fiscales a emprendedores, medidas para controlar la temporalidad de los contratos y planes específicos de empleo juvenil.

El texto, de 144 páginas, está siendo enviado a las federaciones para que presenten antes del próximo día 20 las enmiendas que estimen convenientes y está dividido en cinco epígrafes: Gobernar los cambios, Una economía sana y competitiva, Lo urgente, el empleo; La igualdad en el siglo XXI y Democracia.

En todos ellos hay un eje vertebrador: luchar contra el desempleo y mantener el Estado de bienestar.

El PSOE ve urgente plantear reformas en el sistema fiscal para un reparto más equitativo de las cargas que soportan los ciudadanos, y en ese contexto defiende un impuesto sobre las grandes fortunas que modifique el de patrimonio que el Gobierno va a resucitar el próximo viernes a petición de Rubalcaba, aunque con modificaciones para evitar que afecte a las clases medias.

El documento plantea igualmente reducir cargas administrativas innecesarias, aprobar incentivos fiscales para los emprendedores y nuevas medidas contra los paraísos fiscales y para controlar el fraude coordinando elementos de la Agencia Tributaria, la Inspección de Trabajo y la Tesoreria de la Seguridad Social.

En el apartado dedicado al sistema financiero, apoya la apuesta de la UE por crear una tasa sobre las transacciones, defiende los eurobonos y recuerda la idea de Rubalcaba de un impuesto a los bancos para crear empleo a semejanza de los que ya existen en Alemania, Francia o Reino Unido.

El documento apoya la reforma laboral aprobada esta legislatura, aunque reconoce que las circunstancias económicas no han facilitado su recorrido práctico, y defiende un acuerdo de negociación colectiva que abra los incrementos salariales a indicadores adicionales al IPC para tomar en consideración la productividad o las condiciones de competitividad de la empresa o sector.

Pero al mismo tiempo, exigiendo que se reinviertan los beneficios para fortalecer la empresa y crear empleo y poniendo fin al "indecente espectáculo" de que no se incremente el sueldo de los trabajadores y sí el de los directivos.

El trabajo a tiempo parcial, el teletrabajo y el fin de la temporalidad no justificada son abordados también en el documento, que plantea reorganizar la inspección de trabajo para aflorar el empleo sumergido.

El PSOE apuesta claramente por la estabilidad presupuestaria y defiende que se haya incorporado este principio a la Constitución, algo que cree que permite a España situarse junto con Alemania "a la cabeza de la construcción europea y la mayor gobernanza económica de la zona euro".

Los socialistas defienden una política de "austeridad inteligente", manteniendo los recursos necesarios para la cohesión social y territorial del país.

Prevén también revisar la normativa sobre concesión de créditos, especialmente los hipotecarios, garantizar la independencia de las tasadoras, estudiar la dación en pago como forma para liquidar la deuda y establecer tipos máximos para los intereses de demora.

También aspiran a revisar y ordenar la fiscalidad en la rehabilitación de viviendas, así como impulsar el alquiler como alternativa a la compra de casas.

A lo largo de la ponencia, el PSOE se propone impulsar igualmente otras medidas que ya ha ido apuntando Rubalcaba: la reforma de la ley electoral, la ley de transparencia democrática, la transformación de las Diputaciones Provinciales y las leyes de muerte digna e igualdad de trato.

A ellas se suman otras como un nuevo sistema de selección y formación del profesorado (el llamado MIR educativo), un acuerdo con las Comunidades Autónomas por la suficiencia financiera de la sanidad, fomento de la agricultura sostenible y la creación de una agencia de evaluación urbanística y otra serie de controles para prevenir la corrupción.

Considera necesario asimismo abordar en la UE con seriedad y sin demagogia la cuestión de la inmigración y subraya que España se juega mucho en la consolidación de las transiciones democráticas de los países del norte de África
Asimismo, se compromete contra el cambio climático y aboga por "disminuir la presencia de energías con un potencial de riesgo que aunque sea de previsión extraordinaria, ha tenido fuera de nuestras fronteras ejemplos destructivos de alcance universal", en alusión a la energía nuclear.

Entre otros planteamientos, prevé modificar la legislación vigente para garantizar agua de calidad para todos incluso en época de sequía.

Con todo ello, el PSOE se ve totalmente capaz de renovar el proyecto socialdemócrata y ofrecer un programa ilusionante ante la nueva etapa que se abre y tras haber dejado patente su apuesta por el gasto social incluso en medio de una crisis tan "demoledora" como la que se ha sufrido.

Enlaces recomendados: Premios Cine