16 de diciembre de 2015
16.12.2015

El PP de Teulada frena un acuerdo para enviar al fiscal facturas dudosas del anterior gobierno

El alcalde, tras pactar pedir la investigación, sostiene ahora que hay que recabar nuevos informes

16.12.2015 | 11:30

Al gobierno de Teulada, del PP, le entraron ayer de improviso las dudas. El PSPV llevó a pleno una moción, previamente pactada e incluida en el orden del día del pleno, para enviar al Fiscal dos facturas de una misma obra que se habrían fraccionado para eludir el concurso público.

El portavoz socialista, Adrià Llobell, explicó que las dos facturas suben una a 19.788 euros y la otra a 21.538 euros. Las dos corresponden al conjunto escultórico que se colocó en la remodelada calle Doctor Calatayud del núcleo de Moraira

Esos trabajos artísticos los encargó el anterior gobierno del PP, cuyo alcalde era Antoni Joan Bertomeu. Las empresas son distintas. Una factura la firma el escultor y la otra una mercantil que tiene a ese mismo artista como administrador.

Tanta coincidencia escama al PSPV y a los otros dos grupos de la oposición, Movimiento Red y Compromís, que apoyaron que las facturas se enviaran al Fiscal. El portavoz socialista consideró urgente que la Fiscalía «depure si existe alguna irregularidad y si se intentó [fraccionando las facturas] eludir el concurso público».

Pero al actual gobierno del PP, siempre dispuesto a saldar cuentas con el exalcalde Antoni Joan Bertomeu (el enfrentamiento fue encarnizado en el anterior mandato), reculó a última hora. El munícipe popular, Carlos Linares, forzó que la moción se quedara sobre la mesa. Aclaró que no por ello su partido dejaba de apoyarla. «Pero queremos tener la certeza de que lo que se expone es así».

Linares avanzó que pedirá una nota al registro mercantil para cerciorarse de que la empresa de la segunda factura tiene por administrador a quien presentó la primera. También dijo que iba a pedir un informe al departamento de Contratación sobre estas obras.

El portavoz de Red, Jordi Martínez, dijo que la moción socialista podía salir adelante con la enmienda de que en diez días se incorporaran la nota registral y el nuevo informe. Pero el alcalde no aceptó. Eso sí, aseguró que si se ataban todos los cabos el gobierno local llevaría sin titubeos este asunto a la fiscalía.

El PP no dudó, por contra, en disolver el patronato de turismo que puso en marcha el anterior alcalde. Bertomeu quería que este organismo, creado en noviembre de 2011, involucrara a los empresarios y dinamizara la promoción turística. Pero no todas las acciones promocionales fueron atinadas.

Linares argumentó ayer que se estaban «duplicando» funciones que ya realiza la concejalía de Turismo. Avanzó que ahora se creará un foro de debate.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine