28 de febrero de 2017
28.02.2017

Te contamos las claves para diferenciar un préstamo personal de la refinanciación de deudas

CreditCash aconseja la reunificación de deudas para cancelar préstamos personales y nunca al contrario, ya que éstos poseen intereses elevados y a devolver en poco tiempo

03.03.2017 | 09:51
Te contamos las claves para diferenciar un préstamo personal de la refinanciación de deudas

Es probable que para mejorar tu calidad de vida hayas pensado en solicitar un préstamo para cancelar otros. Los préstamos personales pueden ayudarte en estos casos, pero no son la mejor solución, ya que sólo estarías prolongando la agonía. Por este motivo, en CreditCash, entidad de servicios financieros con más de 10 años de experiencia, nunca te aconsejarían un préstamo personal para resolver problemas de pago.


Debemos tener claro que un préstamo personal es una estrategia financiera en la que entidades financieras te prestan cierta cantidad de dinero que tendrás que devolver en poco tiempo. Así, debemos tener en cuenta que los intereses serán elevados y a muy corto plazo.


Desde CreditCash, nos aclaran que la mayor diferencia entre préstamo personal y una refinanciación de deudas radica en el tiempo de amortización y los intereses. Esto ocurre porque al pedir dinero a través de un préstamo personal, la entidad financiera aplica unos intereses más elevados y nos obliga a devolver el dinero en un corto plazo de tiempo.



Esto no quiere decir que nunca debamos pedir un préstamo personal, de hecho, entre las numerosas ventajas de solicitar este producto financiero destaca que no se necesita tasación de sus bienes, no es necesario especificar para qué se va a usar el dinero y no necesita una garantía real, lo que conlleva también a menos gastos.


No obstante, el préstamo personal presenta algunos inconvenientes. Por ejemplo, no los puedes renovar, es decir, si vence tu préstamo debes hacer una nueva solicitud y esto conlleva más gastos de gestión. Por otro lado, debes tener cuidado en cómo administras tu préstamo y tus formas de pago. Cabe considerar que la tasa de interés y las cuotas de devolución son elevadas. El montante del préstamo generalmente no supera los 20.000 euros.
 

Al contrario que el préstamo personal, la duración del préstamo hipotecario puede llegar hasta los 40 años, el tipo de interés es bajo, así como la cuota de devolución; y la cantidad solicitada llega hasta el 80% de la garantía real.
 


¿Por qué es conveniente la refinanciación de nuestras deudas?
Desde CreditCash siempre aconsejan que refinancies tus deudas por las ventajas mencionadas anteriormente. Con una reunificación de las deudas podemos cancelar varios préstamos personales con lo que bajaríamos la cuota global hasta un 50% de la anterior y solucionaríamos nuestros problemas financieros.

Debemos entender que un préstamo personal sólo lo deberíamos solicitar para situaciones muy puntuales de falta de liquidez, pero nunca para cancelar otros préstamos personales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine