Intención de voto

La izquierda ganaría otra vez con Compromís de primera fuerza si se celebraran autonómicas

El PP recuperaría votos respecto al sondeo de octubre pero perdería cuatro escaños. Oltra lograría el «sorpasso», aunque empataría a escaños con Puig. Podemos pincharía y EU regresaría a las Cortes

13.06.2016 | 12:25

El sondeo de Invest Group para INFORMACIÓN y Levante-EMV evidencia que el poder no desgasta de igual manera a los socialistas que a Compromís. El partido que lidera Mónica Oltra logra el «sorpasso» al PSPV y estaría en condiciones de reclamar la presidencia de la Generalitat. El PP no se recuperaría y Podemos perdería 4 escaños si fuera en solitario.

Un año después del pacto del Botànic que posibilitó un cambio en la Generalitat tras dos décadas de mayorías absolutas del PP, la izquierda sigue gozando de buena salud. Si hoy se celebraran elecciones autonómicas, PSPV, Compromís y Podemos podrían reeditar su alianza para evitar que los populares volvieran al Palau. Ahora bien, los socialistas tendrían menos fuerza moral para reclamar la presidencia, ya que el partido que lidera Mónica Oltra lograría su reto de convertirse en la primera fuerza política de la izquierda.

Así, por primera vez Compromís superaría en porcentaje de voto al PSPV (22,7% frente al 22,3%) aunque ambos empatarían a escaños: 23 cada uno y la suma de ambos se quedaría a cuatro de la mayoría absoluta. La novedad es que la pareja de baile podría cambiar ya que este eventual bipartito no necesitaría a Podemos (9,9 %), que pasaría de 13 a nueve escaños. Le valdría EU (5,3 %), que volvería a las Cortes con 4 escaños. El PP seguiría siendo la fuerza más votada, pero no frenaría su caída ya que se quedaría con 27 escaños y el 25,8% de los votos. El peor resultado de los últimos 25 años. Ciudadanos salvaría los muebles al mantener sus actuales 13 diputados y aumentar ligeramente sus votantes respecto de las elecciones del pasado 24 de mayo pasando del 12,6% al 13,3% del voto. Sin embargo, el espectacular crecimiento de escaños detectado en octubre se desinfla. Con todo, el grueso del voto de Ciudadanos no volvería al PP, sino que de momento se manifiesta indeciso (19,8%).



Esta es, a grandes rasgos, la fotografía que dibuja la encuesta realizada por Invest Group para INFORMACIÓN basada en 750 entrevistas telefónicas realizadas en la semana del 31 de mayo al 7 de junio, es decir, a las puertas de la campaña electoral de las generales. La continuidad de la izquierda en el poder, aunque con muchas posibilidades de que Compromís reclame para sí la presidencia, es una de las principales conclusiones de esta encuesta que constata la fortaleza del Consell bipartito, pero el desigual desgaste que el año de gestión ha supuesto para los dos partidos en el gobierno. La habilidad de Compromís de rentabilizar su paso por el poder es clara si comparamos los datos con el sondeo de Invest Group de octubre de 2015. Entonces Compromís seguía por detrás del PSPV, si bien ganaba tres escaños en cuatro meses. Los socialistas, que entonces se acercaban en intención de voto al PP, también sacaron rédito a la presidencia de la Generalitat, con tres escaños más. Ocho meses después, sin embargo, se han bajado de una ola en la que Compromís aspira a viajar en solitario. Así, el partido de Oltra deja atrás al PSPV (0,4 puntos de distancia) y se acerca peligrosamente al PP, con el que le separarían sólo 3,1 puntos de la estimación de voto. El «sorpasso» al PP estaría más cerca si atendemos a la intención de voto directo de los encuestados –dato sobre muestra– donde el 17,5% asegura que votaría al PP, seguido de cerca a 1,2 puntos por Compromís, al que votaría el 16,3%.

La fortaleza de Compromís se constata también en que es el partido con mayor porcentaje de fidelidad entre sus votantes: un 85% frente al 76,6% del PSPV. Galvaniza votantes sobre todo de Podemos, que con el 9,9% de los votos no habría logrado rentabilizar su papel de socio externo. El sondeo está basado en la hipótesis de que Podemos y EU se presentarán por separado en las próximas autonómicas. Una estrategia que, según los datos, no sería buena para los podemitas. Sin duda le interesaría revalidar el acuerdo sellado el 26J para concurrir unidos.

Los datos sobre recuerdo de voto también favorecen a Compromís: quienes afirman haber votado a Oltra superan en 2,5% a quienes en realidad lo hicieron. Lo mismo sucede con PSPV y EUPV, a los que afirman haber votado 2,2% más de los que realmente lo hicieron. También el PP tiene un recuerdo de voto ligeramente superior (0,3%) al cosechado el 24M. Una situación similar a la de Ciudadanos (0,1%).

Por provincias, y en intención de voto directo, el PP pincha en Valencia y saca su mejor resultado en Alicante. Compromís triunfa en Valencia (le saca 6,6 puntos al PSPV y 4,4 al PP), mientras que Ciudadanos tiene su talón de Aquiles en Alicante (un 5%). Los socialistas de Puig lograrían su mejor nota precisamente en Alicante (17%), la provincia donde también Podemos saca un porcentaje superior a la media. Destaca también la significativa reducción del número de indecisos. Sólo un 17% no sabe o no contesta cuando se le pregunta el sentido del voto frente al 26 % de indecisos de octubre.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine