La maldición de las lesiones persigue a José Ángel

El canterano, que volvió el pasado sábado después de nueve meses, puede tener una rotura en los isquiotibiales

18.01.2016 | 04:21
Baraja anima a José Ángel tras retirarse lesionado.

José Ángel Alonso está sufriendo una maldición con las lesiones. El jugador salmantino volvió a jugar el pasado sábado después de nueves meses inactivo por una grave lesión de rodilla que le tuvo en el dique seco durante seis meses. El canterano fue la sorpresa en el once inicial, actuó en su posición natural de central y lo estaba haciendo muy bien hasta que en el minuto 58, en una jugada sin aparente peligro en la banda, sufrió un «pinchazo» en la parte posterior del muslo y tuvo que abandonar el terreno de juego.

El futbolista franjiverde notó la molestia desde el primer momento y fue quien pidió el cambio.

Hoy será examinado
El primer diagnóstico apunta a una posible rotura en el músculo isquiotibial, pero hoy será examinado por el doctor César Quesada para conocer más exactamente el alcance de la lesión y poder conocer el tiempo que deberá permanecer de baja. En principio parece que, como mínimo, deberá estar entre tres y cuatro semanas ausente, pero todo dependerá del tamaño de la rotura.

José Ángel sufrió la rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda el pasado 21 de abril de forma fortuita durante un entrenamiento y fue operado en mayo. A finales de noviembre recibió el alta médica, pero Baraja no lo había utilizado hasta el pasado sábado.

El técnico comentó al final del encuentro ante el Alcorcón que «me sabe muy mal por el chico. Llevaba mucho tiempo parado, en una situación difícil. Le felicito por su esfuerzo y la personalidad que ha demostrado. Le ha llegado su oportunidad y la lástima es que no lo tendremos durante algunas semanas»

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine