26 de julio de 2017
26.07.2017

Las autonomías del Mediterráneo tiran del crecimiento económico

BBVA Research prevé que el PIB de la Comunidad Valenciana aumente un 3,3% a lo largo de este año, por encima de la media nacional

26.07.2017 | 03:25
Las autonomías del Mediterráneo tiran del crecimiento económico

La economía española registrará este año un incremento del PIB del 3,3%, una evolución que se explica en buena medida por la buena marcha prevista para las autonomías del Mediterráneo, que se erigen así en el motor del país junto a Madrid y Canarias. Baleares, Canarias, Madrid, Andalucía, Murcia, Castilla-La Mancha, Cataluña y Comunidad Valenciana, esta última con un 3,3%, registrarán este año un crecimiento igual o superior a la media. El resto, singularmente las zonas del Cantábrico, se situarán por debajo, según el Observatorio Regional presentado ayer por BBVA Research.

El centro de estudios de la entidad financiera considera que los buenos resultados del primer grupo de autonomías se deben en primer lugar a que el consumo de los hogares ha disminuido menos de lo esperado. Además, «la inversión en maquinaria y equipo continúa al alza en el primer semestre, lo que podría anticipar mejoras en el sector industrial». Por su parte, el aumento del empleo sigue siendo mayor en el este de España y las regiones insulares. Según el observatorio, «la fortaleza del turismo, los servicios comerciales y la construcción continúan siendo claves para la generación de nuevos puestos de trabajo. De hecho, en comunidades como Baleares o Canarias, estos sectores explican un 60% y un 50%, respectivamente, de las nuevas afiliaciones».

Cambio de tornas

Sin embargo, las buenas noticias cambian de signo de cara al año que viene, dado que, en 2018, «la desaceleración será más evidente en las comunidades insulares y el este peninsular», con un crecimiento del 2,7 % en el caso valenciano, una décima menos que la media. A este respecto, el economista jefe para España y Portugal de BBVA Research, Miguel Cardoso, considera que «el entorno continúa siendo favorable para el crecimiento, particularmente para las comunidades más abiertas, que podrán aprovechar la mejora del crecimiento en Europa».

La entidad financiera, en una nota, afirma que tanto unas perspectivas de mayores exportaciones de bienes como de incremento en la inversión en maquinaria y equipo podrían beneficiar especialmente a las comunidades del Norte de España, y en menor medida a Cataluña, Madrid y la Comunidad Valenciana.

Respecto a las perspectivas sobre el consumo interno, estas se mantienen favorables a pesar de que BBVA espera cierta moderación del crecimiento debido al debilitamiento de algunos estímulos vigentes hasta 2016, como la rebaja fiscal y los incentivos a la compra de vehículos, del agotamiento de la demanda embalsada durante el período de crisis y de un menor impacto de las caídas en los tipos de interés y en el precio del petróleo.

Finalmente, la entidad afirma que «diversos factores hacen pensar que la recuperación que se ha iniciado en el sector de la vivienda se consolidará durante los próximos trimestres. En particular, las expectativas de bajos costes de financiación, la recuperación del empleo, los todavía bajos precios después del ajuste observado durante la crisis y el mantenimiento de la demanda extranjera, apuntan a un crecimiento de las ventas durante los próximos dos años». Las autonomías que más se beneficiarían de lo anterior son aquellas con áreas urbanas con reducida sobreoferta (Madrid y Cataluña) o expuestas a la demanda externa (Comunidad Valenciana y Andalucía).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine