UGT cifra en 12.500 millones el coste de las horas extra no abonadas desde 2010

El sindicato denuncia que los trabajadores aceptan condiciones más precarias por temor al desempleo

24.08.2016 | 00:15

Los trabajadores dejaron de percibir más de 12.500 millones de euros entre los años 2010 y 2015 por las horas extra no pagadas, lo que también supuso una merma de 3.500 millones de euros en las arcas de la Seguridad Social en forma de cotizaciones sociales, según estimaciones de UGT. Para la secretaria ejecutiva confederal de UGT, Isabel Araque, la reforma laboral aprobada en 2012 «ha facilitado la explotación laboral» y la realización de estas horas extra por las que no se recibe ninguna remuneración.

Así, señala que de 2010 a 2015 el número de horas extra pagadas se han reducido un 13,8% y las horas extra no pagadas han crecido en un 33,5% (797 millones de horas extra no pagadas en este periodo). Este repunte ha hecho que los trabajadores dejasen de recibir unos salarios de 12.500 millones de euros en ese período que legítimamente deberían haber percibido, así como una merma en las arcas de la Seguridad Social de unos 3.500 millones de euros en forma de cotizaciones no pagadas.

Araque achaca este aumento de las horas extra no pagadas a la presión que ejerce el elevado desempleo sobre los trabajadores, que hace que «se vean obligados a aceptar condiciones laborales cada vez más desfavorables por el miedo a no salir de la situación de desempleo o a caer en ella».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine