La bajada del precio del petróleo saca de la crisis a los talleres mecánicos

El gasto en reparaciones crece hasta un 14,4% en la provincia gracias al aumento del uso del coche propiciada por el abaratamiento de los carburantes

11.02.2016 | 13:29

La facturación de los talleres mecánicos de la provincia vuelve a crecer tras varios años en que la mayoría de los conductores ha evitado todo lo posible pasar por el garaje. En concreto, los ingresos por reparaciones del sector ascendieron durante el año pasado hasta los 251 millones de euros en Alicante, lo que supone un incremento del 14,4% sobre las cifras del ejercicio anterior, de acuerdo con el estudio que la firma Audatex tiene previsto presentar hoy, durante unas jornadas organizadas por Fempa y la asociación Atayapa.

Una vuelta a la senda positiva que tiene mucho que ver con la bajada que han experimentado los carburantes durante este tiempo y que, junto con la recuperación de la actividad económica, ha propiciado un importante repunte en el uso del automóvil en la provincia y, por tanto, de la necesidad de tener los vehículos en condiciones, según explican los responsables de la citada compañía, especializada en el desarrollo de software para el sector. Además, el abaratamiento del petróleo también ha dejado a las familias más renta disponible para destinar a este tipo de gastos.

La consecuencia directa ha sido el aumento de hasta un 10,8% en las horas facturadas por los talleres, lo que, sumado a los materiales, ha elevado el citado 14,4% los ingresos totales por reparaciones.

Parque envejecido
El estudio de Audatex también hace hincapié en el importante envejecimiento que ha sufrido el parque de vehículos que circula por la provincia durante la crisis, ante la falta de recursos de las familias para renovar sus automóviles. Así, hasta el 53,7% de todos los coches que recorren las carreteras alicantinas tiene más de 10 años, y casi la mitad de estos supera incluso los 15 años. Por el contrario, sólo uno de cada cinco tiene menos de cinco años, aunque estos últimos son los que más kilómetros recorren anualmente y, por tanto, los que más pasan por los talleres.

Desde Fempa y Atayapa también reconocen que 2015 ha sido el primer año de crecimiento desde el estallido de la crisis, aunque señalan que si se tiene en cuenta el conjunto de la actividad y no únicamente las reparaciones, el aumento de facturación se situaría entre el 2% y el 5%. En este sentido, además de la reactivación y el abaratamiento de la gasolina, las asociaciones alicantinas destacan la efectividad de los controles de la Guardia Civil, que han reducido el porcentaje de vehículos que circula sin la ITV, y también las campañas que se han realizado contra los talleres ilegales –se han llegado a ejecutar más de 600 inspecciones en un solo año en colaboración con la Policía Autonómica–, lo que ha beneficiado la actividad de los establecimientos con todos sus papeles en regla.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine