Deportes Urbanos

Marcha nórdica, deporte y naturaleza

Esta actividad se creó como un entrenamiento de verano para los esquiadores de fondo

29.08.2016 | 02:54
Marcha nórdica, deporte y naturaleza

Sus múltiples beneficios están atrayendo cada vez a un mayor número de aficionados en la provincia.

La marcha nórdica, también llamada caminata nórdica o «nordic walking», es un deporte que se está dejando ver cada vez más en la provincia alicantina. Originalmente formaba parte de los entrenamientos de los esquiadores durante la época de calor para mejorar su condición física y lleva años siendo muy popular en el norte de Europa. Ahora está ganando cada vez más aficionados en nuestro país.

En su esencia, se trata de caminar con la ayuda de dos bastones semejantes a los que se emplean en el esquí. Conserva todas las ventajas del senderismo y otras actividades afines, entre las que destaca el gran volumen de músculos empleados (en torno al 90% de los que hay en el cuerpo) y el cuidado de la postura. También tiene efectos beneficiosos comunes a los deportes de resistencia, incluyendo la mejora de la capacidad aeróbica y la respiración, así como un considerable consumo de calorías. Además, es poco agresivo con el cuerpo, ya que no causa un gran impacto en las articulaciones y ayuda a adelgazar. Por si esto no fuera suficiente, uno de sus movimientos principales es abrir y cerrar las manos siguiendo el ritmo de la caminata, lo que colabora para mejorar la oxigenación de la sangre al aumentar la actividad circulatoria.

Existen varias técnicas de caminata diferentes, entre las que destacan la Original, inspirada en el esquí de fondo; INWA, también llamada «Metodología de los 10 pasos», que pone el énfasis en una buena gestión postural y el uso de determinados músculos; y ALFA-247, cuyo nombre es el acrónimo de «andar derecho», «largos movimientos con los brazos», «formar un triángulo (con los bastones)» y «adecuar el paso» al terreno y la situación. Se trata de un movimiento diferente a la caminata tradicional ya que los bastones impulsan al cuerpo, dando un mayor uso al tronco y los brazos, mientras que en otras actividades como el senderismo los bastones se emplean únicamente como apoyo. Esto convierte a la marcha nórdica en un ejercicio más completo al trabajar también el tren superior.

En España este deporte se coordina desde la Federación Española de Nordic Walking ALFA-247 (FENWA). Ésta divide el territorio por comunidades autónomas, varias de las cuales organizan eventos competitivos de este ejercicio. La próxima cita tendrá lugar en el mes de octubre en la localidad murciana de Cartagena.

Recientemente, en 2015, la Federación de Deportes de Montaña y Escalada (FEDME) acogió a la marcha nórdica bajo su ala, siendo reconocido por el Consejo Superior de Deportes (CSD). Esto viene a confirmar el crecimiento que está experimentando esta actividad en nuestro país.

En la provincia podemos encontrar a la agrupación deportiva Costa Blanca Nordic Walking, cuyo objetivo es la «difusión, formación e información» de esta actividad y que lleva en activo desde octubre de 2015. En ella se imparten cursos de iniciación y perfeccionamiento, se realizan entrenamientos en Elche y se organizan rutas de forma periódica a las que suelen acudir un número de personas que osclina entre 15 y 20, una cantidad que está aumentando poco a poco desde el nacimiento de la agrupación. El pasado 1 de agosto recorrieron la sierra del Moncayo, en Guardamar del Segura, y para el fin de semana del 1 y 2 de octubre planean dos días de actividades y rutas en la zona de Biar. También colaboran con entes como la Asociación de Esclerosis Múltiple de Elche y Crevillente (AEMEC) o el Ayuntamiento de Elche. La agrupación estará presente en el Día de la Movilidad que el consistorio ilicitano organiza en el mes de septiembre.

Andrés Mora, uno de los entrenadores de Costa Blanca Nordic Walking, reconoce que en verano, debido a las altas temperaturas, se limita el horario en el que se puede realizar esta actividad, de modo que suelen quedar a primera hora de la mañana, sobre las 8 horas, o bien a última hora de la tarde, a partir de las 20 horas. También han organizado alguna ruta nocturna coincidiendo con la luna llena. Para todo aquel que quiera conocer esta disciplina, la agrupación deportiva realiza una actividad gratuita el día 1 de septiembre en la ladera del río Vinalopó en Elche. Se puede contactar con ellos en su página web o en los números 670819871 y 637719947. Su personal tiene el título de Instructor de Nordic Walking otorgado por la FENWA, además de otras acreditaciones relacionadas con el deporte y la naturaleza.

De lo que no cabe duda es de que esta actividad está ganando aficionados y afianzando unos sólidos cimientos en nuestra provincia, a lo que con toda seguridad contribuye la gran cantidad de turistas y residentes extranjeros procedentes de tierras nórdicas.

Reclamo turístico
Desde el punto de vista del turismo, se trata de un reclamo óptimo para diversificar la oferta de sol y playa por la que es tan conocida la provincia. Aúna salud, deporte y naturaleza y no tiene grandes barreras de edad, ya que la intensidad de la marcha es adaptable en función del usuario. Su ritmo más suave está recomendado también para la rehabilitación posterior a algunas operaciones. Además de las zonas de costa, la marcha nórdica es una maravillosa excusa para adentrarse en los parajes del interior, convirtiéndose en una actividad con un innegable potencial de atractivo turístico y complementando rutas senderistas o aumentando la oferta disponible en las casas rurales. Es una opción más que se añade al ya considerable abanico que tiene nuestra provincia, una tierra con mucho más que dar que sólo sus conocidas costas y playas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine