Fútbol. Eurocopa

La euforia del anfitrión ante la maquinaria alemana en el Velodrome de Marsella

Francia y Alemania reviven esta noche (21.00, Tele5) su vieja rivalidad en un duelo con pronóstico incierto

07.07.2016 | 14:03
La euforia del anfitrión ante la maquinaria alemana en el Velodrome de Marsella

Alemania y Francia reviven su vieja rivalidad hoy, en el Velodrome de Marsella, con la final de la Eurocopa en juego y un pronóstico incierto. En principio, Alemania, avalada por los antecedentes y su condición de campeona del mundo, debería ser la favorita, pero las numerosas bajas con las que cuenta Joachim Löw y las dudas que mostró el propio técnico ante Italia han limado un poco el aura de inaccesible de la «Mannschaft».

Si hace dos años, durante el Mundial, Alemania fue creciendo hasta llegar al punto álgido en la histórica semifinal frente a Brasil (1-7), en esta Eurocopa llega con dudas hasta la penúltima ronda.

Pero sus dudas también se extendieron al esquema defensivo. Ante los italianos fue un conjunto más precavido, con una línea de tres centrales y un centro del campo reforzado, que no se soltó las ataduras hasta el segundo tiempo. No ha sido la Alemania combinativa del Mundial, que recordaba en muchas fases a la mejor España, sino más bien un conjunto que simplemente busca tener el balón lejos de su meta.

Al técnico alemán, además, se le ha caído medio equipo antes del que se supone que será el encuentro más complicado.

No tiene por sanción al central Mats Hümmels y por lesión no podrá utilizar ni a Sami Khedira, ni a Mario Gómez, la solución ofensiva en los últimos partidos. Francia, mientras, llega eufórica a Marsella. Ante Islandia (5-2) desaparecieron todos sus complejos, por fin dio una buena imagen y se ganó a una afición que espera convertir el Velodrome en una olla a presión. Cuenta, además, con el deseo de revancha. El de los actuales jugadores, la mayoría de los cuales sufrió una dolorosa derrota en los cuartos de final de Brasil 2014 (1-0) y el de generaciones que ha visto cómo los alemanes siempre se imponían en los partidos oficiales, todos en Mundiales. Pese a que en el total de enfrentamientos, Francia ha ganado más partidos (12-6-9), «les bleus» no derrotan a Alemania en un partido oficial desde hace 58 años, cuando se impusieron por 6-3 en el partido por el tercer puesto del Mundial de Suecia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine