Valverde vence y sube al podio y Kruijswijk refuerza la «maglia rosa»

El murciano consigue a los 36 años su primer triunfo en el Giro y aprieta la lucha por la general

25.05.2016 | 10:57
Valverde celebra su triunfo en Andalo

El español Alejandro Valverde (Movistar) se convirtió de nuevo en el Bala para imponerse con autoridad en la decimosexta etapa del Giro, entre Bressanone y Andalo, de 132 kilómetros, y ascender al tercer puesto de la general.

Valverde, debutante en el Giro a los 36 años, estrenó fiel a su clase su palmarés en la carrera rosa. Y lo hizo a lo grande, batiendo en un esprint reducido de tres corredores al líder holandés Seteven Kruijswijk (Lotto Jumbo), que reforzó el maillot rosa, y al ruso Ilnur Zakarin (Katusha), que cedió en meta 8 segundos.

Una estrategia del Movistar pensada desde el hotel que dio resultados, pues la fuga inicial en el primer puerto seleccionó al grupo de los más fuertes e hizo estragos en algunos.

El colombiano Esteban Chaves, media etapa persiguiendo, se dejó 42 segundos y el gran batacazo se lo llevó el italiano Vincenzo Nibali, que se bajó del podio tras perder 1.46 minutos en meta respecto a Valverde.

La general se aclara en cuanto al líder. Kruijswijk se muestra fuerte, intratable, controlador, y alejó a Chaves, segundo, hasta los 3 minutos, y tiene a raya a Valverde, a 3.23, y a Nibali ya a 4.43. Diferencias apreciables, aunque restan dos superetapas el fin de semana.

La etapa era corta, pero matona. Sin grandes puertos, pero las ganas de batalla hicieron el resto para una jornada que no llegó ni a las 3 horas sobre la bicicleta. Había ganas de batalla tras la jornada de descanso, y algunos, como el propio Valverde, ya había avisado de que todavía este Giro tiene mucha tela que cortar.

En el descenso del Passo della Mendola (2ª, km. 64) se formó un grupo de nueve de enorme importancia, pues entraron en el corte los gallos de la general menos el colombiano Chaves.

Estaban Valverde (Movistar), David López (Sky) el líder Kruijswijk (Lotto Jumbo), Nibali (Astana), Dombrowski (Cannondale), Jungels (Etixx), Kangert (Astana), Ulissi (Lampre), Firsanov (Gazprom) y Zakarin (Katusha).

Hubo entendimiento, pues además de Chaves, quedaron rezagados el polaco Majka y el costarricense Andrey Amador, ambos en el top ten. El Orica y el Tinkoff tomaron el mando en la persecución, quemando las naves para aproximarse a una fuga que ya buscaba el ascenso de Fai della Paganella, con 10 kilómetros al 8 por ciento que bien merecía ser de categoría superior.

Comenzó la lucha por la etapa. El ruso no se apartaba de la cabeza y trató de atacar desde lejos, pero su juventud le pasó rápida factura. Se hundió. Quedaban por detrás Valverde y Kruijswijk. Algunas miradas, un amago del holandés y el golpe de gracia de Valverde, del Bala, en su mejor versión. El líder comprobó por experiencia por qué el español también es conocido como el Imbatido.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine