Nadal-Nishikori, final del Godó

El tenista mallorquín busca su noveno título en Barcelona ante un japonés que quiere su tercera corona consecutiva

24.04.2016 | 05:26
Nadal-Nishikori, final del Godó

El tenista español Rafa Nadal ganó ayer a Philipp Kohlschreiber (6-3 y 6-3) en la semifinal del Barcelona Open Banc Sabadell-64º Trofeo Conde de Godó y se medirá hoy en la final esperada por la organización del torneo barcelonés al doble vigente campeón, el japonés Kei Nishikori, quien también superó con solvencia su semifinal contra el francés Benoit Paire (6-3 y 6-2).

Nadal volvió a desplegar un buen juego desde el fondo de la pista, dominó con su derecha y solventó el partido ante un Kohlschreiber que, en el segundo set, dio más guerra al manacorí. Pese a ello Nadal pudo romperle el servicio en dos ocasiones al alemán, en los dos últimos saques de Kohlschreiber, y cerró el partido en 1 hora y 32 minutos de juego.

Empezó fuerte Kohlschreiber y Nadal guardó su primer servicio tras llegar al 'deuce', pero a partir de ahí encontró un buen primer saque y se adjudicó sus tres siguientes servicios en blanco, sin dar opción a un alemán que pese a ir de menos a más no pudo hacer frente a ese buen juego con el que Nadal está dando continuidad a su título en Montecarlo. Era su objetivo y de momento lo está cumpliendo.

Duodécima victoria de Rafa Nadal contra Philipp Kohlschreiber, quien únicamente le ganó en los cuartos de final de Halle (6-3 y 6-4) en pista rápida. Pero al actual número 27 del mundo y cabeza de serie número 10 del torneo, pese a los elogios del propio Nadal, le salió cara su apuesta por el partido. No quiso pelotear demasiado y pagó tanto los errores forzados como con los no forzados.

Con un Nadal imparable con su servicio, Kohlschreiber empezó a decir adiós a la final cuando en el cuarto juego del segundo set no aprovechó la única bola de rotura que le brindó Nadal. Tuvo esa opción de romper el servicio al español y ponerse 1-3 arriba, pero no la aprovechó y, acto seguido, el de Manacor apunto estuvo de romperle el saque.

Aguantó estoico Kohlschreiber pero cuando Nadal apretó las tuercas, con ese plus de rapidez y solvencia que le da estar en buena forma tanto en cuanto a juego como en su aspecto mental, acabó con la resistencia germana. Los últimos cuatro juegos del partido, con las dos roturas incluidas, fueron para un Nadal que cuando tuvo que responder a las dejadas y cortadas del alemán lo hizo bien y que controló el partido con aparente comodidad desde el fondo de la pista.

Hoy se medirá en la final a Kei Nishikori. Será una lucha entre un Nadal que busca su noveno título en Barcelona y ampliar su récord en el palmarés del torneo y un japonés que quiere su tercera corona consecutiva. Como doble vigente campeón y por la solvencia mostrada en todo el torneo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine