20 de marzo de 2016
20.03.2016

La embarcación vilera sigue con rumbo fijo

El Rugby La Vila prolonga su racha ganadora con un contundente triufo contra el BUC Barcelona (61-17)

20.03.2016 | 22:06
Un ataque de Guillén Carrión

Sigue la racha ganadora de Rugby La Vila al vencer al BUC Barcelona por 61-17 en el Estadio de Villajoyosa. El encuentro correspondiente a la 20ª jornada de División de Honor B transcurrió bajo un soleado domingo que abría las puertas al equinoccio de primavera.

Durante los primeros compases de la primera parte, los catalanes arremetieron con virulencia contra la defensa jonense, haciendo gala de una potente delantera. Pero el control táctico lo impuso la tripulación vilera, enlazando la sucesión de fases y aprovechando incursiones en profundidad con valientes marineros como Damián Jurado, Juan Ignacio Vinaches y Matías Jara que amarraron con éxito a buen puerto. Solo el ensayo del ala Facundo Paz acortó distancias entre los proas de los dos equipos.

La embarcación de La Marina Baixa atisbó por momentos un incómodo resultado. Las endiabladas embestidas de los cachalotes visitantes hacían peligrar el casco. Y es que, a pesar de ocupar la quinta plaza en la tabla clasificatoria, para los catalanes no hay nada tan satisfactorio como romper la estela blanquiazul al líder de la regata.

Un nuevo try de los hombres de Jordi Puigvert daba un toque de atención en el puesto de control vilero. El intrepido Maestre Hernán Quirelli ordenó doble combustión en los motores de la nave construida en Allonis, y con un contundente golpe de timón, viró a estribor y evitó la posible tempestad que comenzaba a formarse en el horizonte. El valiente grumete Guillem Carrión demostró su valía en alta mar con un certero arponazo a la bestia negra. Con 28-12 en el luminoso, los vileros dejaban atrás las aguas turbulentas de cara al descanso.

Casi la totalidad de la segunda parte fue viento en popa para los locales. Expertos en la almadraba como Paco Martínez, Héctor Férnandez y Matías Jara conseguían algunas de las mejores piezas. Guillem Carrión repetía con su especialidad en apnea cuerpo a cuerpo. El conjunto capitaneado por Iván Agudo cerraba su cuenta con nueve ensayos, mientras que el BUC intentó alcanzar el bonus defensivo, pero todo quedó en un último try de Adam Matutano. El resto de incursiones quedaron encalladas en los arrecifes alicantinos.

Para esta expedición marítima se incluyó al pilar Luis Beltrán, jugador senior del segundo equipo, que debutaba en División de Honor B en el minuto 72.

El próximo partido será contra el Quimics Rugby Barcelona el fin de semana del 2 y 3 de abril fuera de casa.

Todavía quedan muchos peligros que sortear en alta mar para alcanzar la Itaca de nuestros Ulises: enormes leviatanes curtidos en mil melés, letales cantos de sirenas entre las paredes de una touch, oscuras fosas en las profundidades de un ruck... Pero esas historias están por llegar. Ahora, es momento de visitar la antigua taberna del puerto, compartir la experiencia vivida con los camaradas y reponer fuerzas para iniciar nuevas aventuras más allá de las rutas conocidas en los viejos mapas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine