19 de septiembre de 2017
19.09.2017

Más Hannibal que nunca

El diseñador alicantino presenta una colección espectacular en la que recorre sus treinta años de trayectoria

25.09.2017 | 00:14
Más Hannibal que nunca

Su propuesta Hannibalissimo desfiló ayer en la Mercedes Benz Fashion Week.

La moda según Hannibal ha sido, es y será un sueño en vida. Jamás he conocido en esta tierra a otro igual de perfeccionista, riguroso y meticuloso hasta el paroxismo como él. Estuve a su lado muchos años, de los que no solo no me arrepiento sino que me enorgullezco, y de esa casa tengo mucho que aportar hoy a mi profesión. Digo esto porque he visto hoy figuras en el autohomenaje maravilloso de la casa Laguna en Mercedes Benz Fashion Week de Madrid recuerdos de toda una vida en mi propia vida. Desde esas faldas lápiz alargadas y perfiladas como con un cartabón, perfectas, y ahora en largo noche? a la clásica «sirena» que Hannibal borda como nadie. Las sedas, incluso algo similar a un moire divino en estampado de flores absolutamente perfecto hasta en el movimiento. Hombros desnudos y contrapuestos con mangas, gasas rojo vivo y voile , escotes clásicos de toda su vida, corpiños escondidos sobre veladuras, todas las prendas resultan perfectas en su desarrollo, y su movimiento.

Blanco nude tirando a gris perlado claro, negro, colores vivos como un rojo profundo, rosa palo claro y para un verano espectacular las primeras flores hechas a mano de su infancia. El diseñador ha recogido a modo de un patchwork moderno flores enormes con las que ha construido en fresa tropical un vestido corto y trapecio o una falda muy llamativa en amarillo, combinado todo ello con un guipur muy troquelado y bello. Cristales en cintura, escotes y mangas.

«Hannibalissimo total» ha dicho la critica, coincidiendo con el pensamiento de Luxenter, los joyeros que le han hecho una magnifica colección que esta en todas sus tiendas. «Tan espectacular como siempre, y con la nueva adaptación del chic hasta en los minibolsos», decía una de las mejores clientes allí entre el publico del backstage. Y para Pepa Bueno, de ACME, la Asociacion de Creadores, «una lección de treinta años haciendo vestidos espectaculares». Los bordados de perlas y gemas son únicos en él. Como los perfumes, que han triunfado entre el público para que nos fuésemos entre aires de sofisticación embriagados.

Hannibal sigue haciendo mujeres muy elegantes con clásicos recogidos en moño bajo sobre la base del cráneo impoluto. La verdad es que, a ritmo de música más movida que de costumbre, y terminando con un tema de los ochenta, ha desvelado la verdadera dirección de la casa y la ha autoafirmado. Laguna seguirá siendo Hannibal forever, y a mucha honra. Él ha escogido el camino de hacer «eternity Laguna» y la verdad es que está triunfando como siempre con esa capacidad de luchar contra lo inimaginable. Digan lo que digan, es Hannibal Laguna.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine