Fassbender y Vikander derrochan belleza y glamour en Venecia

La pareja seduce en la Mostra aunque la película que ambos protagonizan, La luz entre los océanos, decepciona

02.09.2016 | 03:42
Fassbender y Vikander derrochan belleza y glamour en Venecia

Amy Adams destaca en Arrival y la última cinta de Wim Wenders recibe una fría acogida.

Era la pareja más esperada de la 73 edición del Festival de Venecia y no defraudó. Michael Fassbender y Alicia Vikander derrocharon belleza, glamour y sonrisas cómplices en su primera aparición pública en un acto oficial desde que comenzaron su relación.

Más informales por la mañana –ella con un vestido camisero en blanco, azul y marrón, pero con escotazo, y él con vaqueros y americana oscura– y sofisticados en la alfombra roja, donde Vikander fue la reina. Deslumbró con un vestido de inspiración flamenca con pronunciadísimo escote en V que combinaba estampado floral y lentejuelas, mientras Fassbender llevaba un traje gris oscuro.

Llegaron juntos a la alfombra roja, abrazados por la cintura para presentar en Venecia La luz entre los océanos, en cuyo rodaje se conocieron y donde comenzó su relación. En la rueda de prensa ya se habían mostrado encantados e intercambiaron sonrisas cómplices, como cuando una periodista pidió el micrófono para hacer una pregunta a Fassbender y le dijo: «En realidad solo quiero que me mire a los ojos». El actor irlandés estalló en carcajadas mientras Vikander sonrió un poco incómoda.

Fassbender dominaba con más soltura la comparecencia pública y no dudaba en bromear. «Estaba aterrado por Alicia, estaba tan hambrienta de cine como todos los actores jóvenes a los que dan una gran oportunidad», dijo sobre ella. Vikander se mostró un poco más tímida y habló de la maternidad en relación al papel de madre que interpreta. «No tengo hijos aún, pero puedo sentir la profundidad de los sentimientos» de una madre por sus hijos, dijo la actriz de 27 años antes de añadir: «siempre me he imaginado teniendo una familia en el futuro».

Ambos sedujeron personalmente y decepcionaron profesionalmente con La luz entre los océanos, un drama dirigido por Derek Cianfrance que compite por el León de Oro y que fue recibida con unas tímidas palmas y algunos abucheos en su presentación.

Algo parecido sucedió con, Arrival, dirigida por Denis Villeneuve, que ha gustado pero sin entusiasmar, pero donde se ha reconocido, y mucho, el trabajo de Amy Adams.

Adams lleva cinco nominaciones a los Óscar y con esta película llegará seguramente la sexta porque su interpretación es lo mejor de esta historia de incomunicación y alienígenas.

Les beaux jours d'Aranjuez,donde Wim Wenders viaja de París a Aranjuez a través del diálogo de una pareja en una película intimista y compleja, recibió una fría acogida en la Mostra.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine