La revolución de la capilla sixtina valenciana: 2.000 visitas al día

La restauración de los frescos de San Nicolás dispara el turismo religioso en la ciudad

25.03.2016 | 02:03
La revolución de la capilla sixtina valenciana: 2.000 visitas al día

El restaurador jefe de la Capilla Sixtina bautizó los frescos de la iglesia valenciana de San Nicolás como dignos homólogos de la obra maestra vaticana de Miguel Ángel y en dos meses, tras su reapertura, han revolucionado el turismo religioso de la ciudad al recibir hasta 2.000 visitas en un día.

Ubicada y semioculta en el casco histórico de Valencia, a escasos metros de la Catedral, la Basílica de la Virgen de los Desamparados –patrona de la ciudad– y el Palau de la Generalitat, esta iglesia gótica del siglo XV disfruta desde el 4 de febrero de una nueva vida gracias a una ingente restauración integral, tanto pictórica y ornamental como arquitectónica, que ha durado varios años. La recuperación de los 1.904 metros cuadrados de exuberantes frescos de su bóveda -frente a los 800 de la Capilla Sixtina- ha supuesto un hito técnico y económico.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine