21 de agosto de 2015
21.08.2015

«Ha hecho reír a generaciones y era un antídoto contra la tristeza»

21.08.2015 | 00:38
«Ha hecho reír a generaciones y era un antídoto contra la tristeza»

Autor de una biografía de la artista madrileña (Lina Morgan.Mucho más que una cómica, actualizada después con Lina Morgan. De Angelines a Excelentísima Señora), este auxiliar de farmacia alicantino de 30 años viajó ayer a Madrid a despedir a la actriz que idolatraba desde niño y a la que, según cree, el país no le ha hecho justicia.

¿Se ha ido un mito?

Se ha ido un ángel que ha hecho reír a varias generaciones, ella era una medicina contra la depresión y un antídoto contra la tristeza. En mi caso, aunque tengo madre, es como si me quedara huérfano porque era como de mi familia.

¿Cómo empezó su pasión por Lina Morgan?

De pequeño, en casa, viéndola por la tele porque a mi madre le gustaba mucho. Luego empecé a mandarle cartas y a investigar sobre su vida porque me interesaba todo lo que hacía y recopilaba fotografías, recortes, carteles de la época.. Tengo todo un museo sobre ella en casa, y luego hice el libro.

¿La conoció en persona?

La conocí en el año 2006 en la Mostra de Cine de Valencia, allí le regalé unas fotografías que ella no tenía y cuando estaba haciendo el libro, en 2010, Juanito Navarro me pasó su teléfono y estuvo hablando conmigo por teléfono varias horas muy amable. Ella no quería que hiciera un libro sobre su vida, al principio no le gustó la idea de que alguien escribiera de ella, pero luego lo leyó a través del actor Raúl Sénder y me lo agradeció mucho.

¿Cree que ha sido suficientemente reconocida?

No como se merece. Fue la primera mujer que compró un teatro en Europa, que creó un género ella sola, el de su revista, y un personaje único, como Cantinflas o Charlot. Ha hecho muchísimo más que Hostal Royal Manzanares o Dos chicas de revista; ella ha hecho drama, comedia seria, musical... Ha sido la mejor artista del mundo del espectáculo.

Ha sido trending topic mundial en Twitter.

Es una lástima que haya tenido que morirse para que ahora hablen de ella. El único homenaje posible ahora sería que pusieran su nombre al Teatro La Latina –hay una campaña en marcha en change.org– porque la gran pena es que no le hayan dado en vida el Goya de Honor, el Premio Nacional de Teatro o el de la Unión de Actores. Tampoco tiene una calle en Madrid.

Pero fue muy querida por el público.

Sí, junto Carmen Sevilla ha sido el personaje más querido del país, incluso por gente joven. El público la adoraba y los espectadores la recordarán siempre como la mujer que les hizo felices.

Ella era todo un espectáculo. ¿Qué cree que tenía?

El carisma. Sabía ponerse encima del espectador, conectar con él. Ella salía al escenario y antes de hablar el público ya la aplaudía a rabiar.

Dice usted que Almodóvar intentó trabajar con ella.

Almodóvar, Querejeta, Garci o Berlanga lo intentaron pero ella lo rechazó porque no podía compaginarlo con el teatro. Ella era la Giulietta Masina de España, pero no llegó a encontrar nunca a su Federico Fellini.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine