Blog 
MICROMONÓLOGOS DE CADA DÍA
RSS - Blog de Marc Llorente

El autor

Blog MICROMONÓLOGOS DE CADA DÍA  - Marc Llorente

Marc Llorente

Probablemente me conocerán a través de la crítica de espectáculos de INFORMACIÓN y de otros artículos. Pero uno también le da a otros géneros y al humor gráfico desde mis tiempos en La Codorniz

Sobre este blog de Cultura

La actualidad social y política, la cultura, lo cotidiano y la creatividad. El realismo, el surrealismo, el absurdo lógico, la ternura, la acidez y la transposición de ideas en unas cuantas pinceladas


Archivo

  • 14
    Octubre
    2017

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    actualidad

    Pongamos que hablo de darse la espalda

    Sí, no, sí, no… Declaración y suspensión. Y un manifiesto simbólico con firmas. No se debería haber llegado a este punto. Unos avivaron el fuego y otros se echaron al monte. Todos huyen hacia delante sin freno ni marcha atrás.

    A estas alturas de la representación, el diálogo normal ya no es posible. Pudo (debió) serlo. No lo fue por una u otra sinrazón. Cada cual defiende lo suyo y no existe, a día de hoy, una solución útil, estable, duradera.

    Pongamos que hablo de darse la espalda

    Las amenazas enseñan sus músculos. Tienen peso para ganar, incluso para humillar y pedir la rendición, aunque el conflicto seguirá latente y el uso de la fuerza y de la intervención no sofocará el fuego. El requerimiento zarandea al contrincante, y éste no lo asume.

    Como ven, la puerta del diálogo está cerrada porque una y otra parte airean solo su bandera, sus consignas, sus prejuicios y sus propios lodos. La confrontación es inevitable en estas circunstancias. Cada uno tiene su grado de culpabilidad en mayor o menor medida. El inmovilismo alimenta el delirio, y el juego de la legalidad y de la ilegalidad sigue su rumbo.

    Pongamos que hablo de darse la espalda

    Lo legal, venga de donde fuere, no siempre es justo por muy legal que sea. Sobran los ejemplos y la firme defensa de la democracia cuando se dice una cosa y en muchos casos se hace lo contrario.  

    ¿Se convocarán elecciones? Algunos, por cierto, ya están en campaña. ¿Se realizarán reformas y un nuevo texto que una, en vez de desunir, para que la pieza incómoda encaje mejor en el puzle? ¿Un privilegio? ¿Será suficiente para recuperar la calma y neutralizar el “derecho a decidir”?

    Pongamos que hablo de darse la espalda

    No hay auténtica voluntad de acuerdo por ningún lado. Todos quieren imponer lo suyo… “Para huevos los míos”, dicen unos, otros. Y las soluciones reales no llegan.

    Ustedes pensarán que hablamos de la repercusión del 1-O, del 155, del Gobierno central y del catalán, del independentismo y de determinados políticos. Del culebrón que nos tiene alertas, al pie de la noticia. Puede ser. Pero pongamos que hablo de darse la espalda. Mutuamente. Aquí, allí o allá.

    Pinchen estos enlaces de cine  

    https://youtu.be/-xlrAVBFhcI   https://youtu.be/Y6WlgNsykJ8   

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook