Blog 
El cofre de mis tesoros
RSS - Blog de Moisés Aparici

El autor

Blog El cofre de mis tesoros - Moisés Aparici

Moisés Aparici

Escritor entusiasta de las causas más desfavorecidas de nuestra sociedad.


Archivo

  • 06
    Enero
    2018

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    SOCIEDAD Alicante

    SU SER DESPRENDE FRAGANCIA

    Una vez más mi querida amiga Marina va a pasar por quirófano poniendo su vida en manos del cirujano. El alma se le raja y su porvenir es difuso. Pero en esta oportunidad nos hemos podido despedir por eso de amainar mi frustración y, por aquello que pueda pasar, pues igual aunque conserve su vida, mi amiga no sea la misma.
    Nos pasamos la vida persiguiendo quimeras, metas e ilusiones, sin apercibirnos de que nada de estas cosas nos sirven de nada cuando nos falta la salud o nuestra vida está en peligro. Cuando algo de esto nos acecha sentimos un vacío insondable, manteniendo la mirada extraviada y el corazón disperso. La vida brama en su aspecto desagradable pero mi amiga Marina sostiene ojos relucientes. Y aunque su capacidad sensitiva respecto a algunas emociones se pueda diluir, los buenos recuerdos juntos no se destruirán, quedarán suspendidos entre la niebla del pasado hasta el momento de recuperarlos. Nadie, no hay operación que nos prive de esos buenos recuerdos y sentimientos.
    Al mirarla de frente percibo algún deterioro malvado que la enfermedad imprime, pero su baluarte de dignidad sigue interesándose por la vida. No lo olvides querida Marina, tus amigos te aportamos cariño, desvelos y te insuflamos ánimos renovados. Nuestro corazón conserva un pósito de cariño para repartir, y en estos momentos su mayor caudal es para ti.
    Renovamos y redoblamos nuestros fervientes deseos y ansias aspirando a que te lleguen y tú estado anímico no decaiga. El tiempo de deshojar la margarita da paso a la certeza o a la fe. Que el Señor dirija las expertas manos de los cirujanos para que volvamos a reincidir en nuevo y sentido abrazo. Recuérdanos, recuérdame, somos tus amigos Pilar y Moisés.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook